Domingo, 27 de Abril de 2008

El SAMUR atendió a 143 corredores, casi el triple que en 2007, dos graves

EFE ·27/04/2008 - 13:33h

EFE - El grupo de cabeza, con el que después ha sido ganador de la prueba, el español Chema Martínez (dorsal 6), durante la maratón popular de Madrid, que se ha celebrado hoy con las participación de más de trece mil atletas.

Los efectivos del Samur-Protección Civil que atendieron hoy el recorrido de la Maratón Popular de Madrid realizaron un total de 143 intervenciones (casi tres veces más que en 2007), que implicaron el traslado a centros médicos en 24 de los casos, dos de ellos graves.

Las altas temperaturas registradas este año durante el recorrido de la carrera han podido ser la causa del aumento de lesionados, según los técnicos del Samur, que tuvieron que atender muchos casos de deshidratación, golpes de calor y desfallecimientos, además de los clásicos esguinces y dolores musculares, hasta una rotura de cadera.

Los casos más graves han sido los de una joven magrebí, de 33 años, y de un hombre español, de 43, que sufrieron sendas paradas cardiorrespiratorias de las que ambos pudieron ser recuperados y enviados a hospitales.

La primera actuación se produjo a las 12,30 horas cuando la corredora magrebí cayó desfallecida en plena prueba cuando pasaba a la altura del número 43 de la calle Doctor Vallejo Nájera.

La joven recibió atención casi de inmediato por una unidad básica del SAMUR con voluntarios, que, con ayuda de un desfibrilador semiautomático, consiguieron sacarle de la parada muy rápidamente.

En pocos minutos, una unidad de soporte vital avanzado del SAMUR le ha estabilizado y trasladado al Clínico, donde ha ingresado con pronóstico muy bueno.

Casi a las tres de la tarde, un hombre de 43 años se desplomó al sufrir una parada cardiorrespiratoria nada más llegar a la meta y allí mismo fue recuperado con la ayuda de un desfibrilador.

Sin embargo, a los pocos minutos sufrió una segunda parada de la que tuvo que ser recuperado con un masaje cardíaco manual avanzado con el que los médicos consiguieron estabilizar sus constantes vitales y ordenar su traslado al hospital Gregorio Marañón donde quedó ingresado en estado grave.

El recorrido, de 42 kilómetros y 125 metros por las calles de Madrid, se inició a las nueve de la mañana después de que paracaidistas del Ejército aterrizaran en Recoletos con una bandera de Madrid 2016 y la Patrulla Águila del Ejército del Aire dejara en el cielo una estela con los colores de la enseña nacional, en presencia del alcalde Alberto Ruiz-Gallardón, que dio el pistoletazo de salida a 13.000 atletas.

En la prueba, que este año ha cumplido su XXXI edición, han participado corredores de muchas nacionalidades, entre los que destacan figuras de tanto relieve como el madrileño Chema Martínez, que se alzó con el triunfo, los kenianos Steven Cheptot, Joseph Kahugo, el marroquí Ngolepus o el etíope Derartu Tulu.