Jueves, 24 de Abril de 2008

El caos de Cercanías cuesta 20 millones

Trenes Avant acortan el lunes el viaje entre Barcelona, Tarragona y Lleida

GLÒRIA AYUSO ·24/04/2008 - 21:17h

El caos de la red de Cercanías entre octubre y noviembre ya tiene factura: 20 millones de euros. Es el dinero que el Estado tuvo que sacarse del bolsillo para habilitar un servicio alternativo de autobuses para transportar a los pasajeros del corredor ferroviario del sur de Barcelona, y el que ha dejado de ingresar debido a la gratuidad de las líneas C-2 sur, C-7 y C-10, desde el 23 de octubre del año pasado hasta el próximo 10 de mayo, cuando los pasajeros deberán volver a abonar el billete.

La aparición masiva de socavones por las obras del AVE entre Sants y Bellvitge obligó el 20 de octubre pasado a cortar la circulación de trenes en el corredor sur de Barcelona, el más denso de todo el Estado. El 17 de noviembre empezó a funcionar de forma parcial la línea C-2, aunque el resto de líneas no se restablecieron hasta el 3 de diciembre. El dispositivo de cerca de 200 autobuses costó 14 millones de euros. Los otros seis millones corresponden a la gratuidad del servicio, como contraprestación del Ministerio de Fomento a las molestias provocadas a los usuarios. Las cifras las facilitó ayer el director general de Cercanías y Media Distancia de Renfe, Javier Pérez Sanz.

Aún así, no incluyen el sobrecoste de las obras del AVE, ya que Fomento tuvo que contratar de urgencia a dos nuevas empresas para auxiliar a OHL en los trabajos. El ministerio aseguró que reclamará el dinero a OHL como responsable de los problemas en la red de Cercanías.

Las capitales, más cerca

Renfe anunció hoy que el lunes pondrá en funcionamiento el servicio de Alta Velocidad regional que acortará a más de la mitad el tiempo de viaje entre Barcelona, Tarragona y Lleida, ya que los trenes Avant alcanzan los 250 km/h. Los billetes salen hoy a la venta en las estaciones y en la página web de Renfe. Los precios oscilan entre los 9,70 del viaje entre Lleida-Camp de Tarragona y los 20,40 euros hasta Barcelona, si bien los usuarios habituales podrán beneficiarse de descuentos haciendo uso de los abonos multiviaje.

La compañía ferroviaria también incrementa hoy el servicio del AVE entre Barcelona y Madrid, que con un total de 764.000 pasajeros tiene un 70% de ocupación, con tres trenes por sentido.