Jueves, 24 de Abril de 2008

El primer casco con airbag saldrá a la venta en mayo

Costará 829 euros, irá conectado a una centralita instalada en la motocicleta y su sistema despliega una bolsa que protege la espalda en caso de accidente

AGENCIAS ·24/04/2008 - 18:46h


Costará 829 euros y consiste en desplegar una bolsa desde la zona de las cervicales hasta la mitad de la espalda para protegerla en caso de accidente. Lo comercializará la empresa catalana APC Systems a partir del 13 de mayo, después de la Gran Semana de la Moto de Barcelona.

La empresa explicó hoy que el casco incorpora un inflador, una bolsa, un sistema de recepción de señal por radiofrecuencia y una batería recargable similar a la de los móviles. Además, consta de una centralita bajo el asiento que gestiona la información de la motocicleta en marcha, detecta el accidente y envía por radiofrecuencia la orden al casco.

El director de comunicación de APC Systems, Jordi Arànega, comentó que el APC "es un producto puntero en el mundo de la seguridad" y aseguró que "este sistema protegerá la zona dorsal y cervical de la persona" de esa manera se evitará un gran número de muertes en las carreteras.

El casco, conectado a una centralita

La suma del tiempo de detección, la activación del sistema y el hinchado de la bolsa es inferior a 0,15 segundos, "tan rápido como un parpadeo", según la gráfica descripción del responsable de desarrollo del producto, Francisco Vera, que ha sido el encargado de mostrar a la prensa el casco y algunas de las pruebas que se le han practicado.

El ingeniero ha explicado que el APC "no supone otro engorro para el motorista que el de colocárselo como un casco cualquiera" y ha especificado que "en conjunto, está pensado para carretera". "Por el tipo de conducción para la que está pensado" se descarta su uso en competiciones deportivas, donde la mayoría de los accidentes no empiezan con una colisión, ha señalado Vera.

En total, APC Systems tiene previsto poner a la venta unas 3.000 unidades, que se comercializarán en tres colores -negro, gris y blanco- y en cuatro tallas. Después de venderlo en España, la empresa prevé comercializarlo en mercados como el alemán, el italiano y el francés, para luego venderlo en el resto de Europa, así como en Rusia y países como Chile o Argentina.