Miércoles, 23 de Abril de 2008

El sexo del bebé, ¿una cuestión de dieta?

Un controvertido estudio concluye que las mujeres que ingieren más calorías tienen más posibilidades de parir varones

ANTONIO GONZÁLEZ ·23/04/2008 - 01:00h

JUPITER - Determinar el sexo del bebé por la dieta es una cuestión polémica.

Durante toda la historia de la humanidad, muchos padres han intentado, sin éxito, seleccionar el sexo de sus futuros hijos. Ahora, un grupo de investigadores de las universidades de Exeter y Oxford (Reino Unido) creen haber dado con la clave para poder hacerlo: sólo hay que controlar la dieta de la madre en la época de la concepción. Según su controvertida investigación, publicada en la revista Proceedings of the Royal Society, aquellas mujeres que en la época en que se quedaron embarazadas mantenían una elevada ingesta de calorías y una dieta más rica tienen más posibilidades de parir varones que las madres que tenían un régimen alimenticio más ligero. Según los autores del trabajo, liderados por la profesora Fiona Mathews, de la Escuela de Biociencias de la Universidad de Exeter, es la primera vez que se demuestra la existencia de una relación entre la dieta y el sexo de la descendencia.

Para llegar a sus conclusiones, reclutaron a 740 embarazadas primerizas que proporcionaron información sobre sus hábitos alimenticios antes de la concepción de sus bebés, sin conocer el sexo de los fetos. Tras ser divididas en varios grupos según el número estimado de calorías ingeridas, el 56% de las que recibían un mayor aporte energético tuvieron varones, frente al 45% de las que seguían regímenes alimenticios menos calóricos. De hecho, entre las que tuvieron bebés de sexo masculino la ingesta media diaria de kilocalorías era de 2.413, frente a las 2.283 de las que dieron a luz niñas.

“Hemos encontrado un mecanismo natural por el que las mujeres parecen controlar el sexo de su descendencia a través de la dieta”, explica Mathews, que sostiene que esta evidencia “puede ayudar a explicar por qué en los países desarrollados, donde muchas mujeres optan por dietas bajas en calorías, la proporción de nacidos varones se está reduciendo”, ya que en los últimos 40 años la tasa de bebés varones se ha reducido ligeramente, en torno a uno por cada 1.000 nacidos.

Por otro lado, el trabajo descarta que el tabaquismo o la cafeína influyan en el sexo del futuro bebé aunque, tras analizar la influencia de 133 alimentos, revela que sólo los cereales parecen tener importancia. Así, pone de relieve que las mujeres que desayunan al menos un bol de cereales a diario tienen un 87% más de posibilidades de tener un varón que aquellas que toman uno o menos por semana, aunque este dato puede tener más que ver con el hecho de desayunar o no que con el producto en sí.

Críticas al estudio

Tras conocer esta investigación, algunos expertos han puesto en duda sus resultados. Así, para el especialista Juan Antonio García Velasco, codirector del centro IVI de Madrid, el hecho de que sean las madres quienes hayan dado la información sobre su dieta a posteriori le resta validez científica. Además, hay que tener en cuenta que “el metabolismo del espermatozoide y el ovocito es tan bajo que tienen todos los nutrientes, independientemente de lo que tome la madre”. A su juicio, la única forma de determinar el sexo del futuro hijo es mediante selección de embriones, aunque nunca con el fin de realizar un “balance familiar”, sino para evitar enfermedades.

En la misma línea, Juana Olivar, especialista en Endocrinología y Nutrición del Hospital Infanta Sofía de Madrid, cree que las evidencias conocidas hasta ahora indican que el sexo está determinado genéticamente, y que la dieta no puede influir en esta cuestión, aunque sí en la aparición de enfermedades en el futuro bebé si no es adecuada.

Sin embargo, la autora del estudio defiende su trabajo y sostiene que su sistema de recopilación de información, a tan sólo unos meses vista, se emplea en la mayoría de los estudios epidemiológicos, por ejemplo, para determinar el riesgo de cáncer o enfermedad cardiovascular.

Noticias Relacionadas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad