Viernes, 18 de Abril de 2008

Putin y Abás abordarán la posible conferencia de paz de Oriente Medio en Moscú

EFE ·18/04/2008 - 11:20h

EFE - El presidente palestino, Mahmud Abás (d), es investido doctor 'honoris causa' durante su visita a la Universidad Diplomática de Moscú (MGIMO, siglas en inglés), en Moscú, Rusia, ayer jueves 17 de abirl. Abás se encuentra de visita oficial de dos días de duración a Rusia.

El presidente ruso, Vladímir Putin, y el líder palestino, Mahmud Abás, abordarán hoy la posible celebración de una conferencia de paz de Oriente Medio en Moscú, informaron fuentes oficiales.

"Las conversaciones tendrán lugar en un momento extraordinariamente complicado para el proceso de paz entre palestinos e israelíes", señaló una fuente del Kremlin citada por las agencias rusas.

Putin, que regresará esta tarde a Moscú procedente de Cerdeña, es el gran impulsor de la iniciativa, que es apoyada tanto por los países árabes como por el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon.

El líder palestino expresó la víspera su esperanza de que la conferencia se celebre en junio, con el fin de "encontrar una solución urgente" al actual estallido de violencia en la zona.

Ese foro, subrayó, podría "salvar el proceso de paz", y serviría para impulsar el cumplimiento de los acuerdos alcanzados en noviembre pasado en la conferencia celebrada en la base militar estadounidense de Annapolis.

"Desde Annapolis sabíamos que sería necesaria otra conferencia. Sólo tenemos que ponernos de acuerdo en el formato y el programa", dijo.

Israel y la Autoridad Nacional Palestina (ANP) se comprometieron en Annapolis a reanudar las negociaciones con el objetivo de alcanzar un acuerdo de paz antes de finales de 2008.

Abás y el primer ministro israelí, Ehud Olmert, acordaron allanar el camino para la creación de un Estado palestino, independiente y soberano, que viva en paz y seguridad con su vecino, Israel.

No obstante, sigue en el aire la demarcación definitiva de las fronteras del futuro Estado palestino, el futuro de los asentamientos de los colonos judíos en Cisjordania y el estatus de Jerusalén, entre otros asuntos.

El ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, aseguró esta semana que todos los miembros del Cuarteto de Madrid (EEUU, la Unión Europea y la ONU, además de Rusia) están interesados en la celebración de la conferencia en Moscú, mientras Israel estaría dispuesto a estudiarlo.

No obstante, según los expertos, no es seguro que Israel apruebe la celebración de la conferencia en Moscú, dado que Rusia ha suministrado armamento a dos de sus principales enemigos, Irán y Siria, y mantiene contactos con Hamás.

El director del departamento de Oriente Medio del ministerio de Exteriores ruso, Serguéi Vershinin, aseguró que Moscú no invitará al Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás).

"Se invitaría a los dirigentes de Israel, la Autoridad Nacional Palestina y los estados que pueden ayudar a israelíes y palestinos a lograr la paz en Oriente Medio", dijo a la agencia Interfax.

El Kremlin desea que, a diferencia de Annapolis, la conferencia aborde no sólo el conflicto palestino-israelí, sino también los problemas con Siria y el Líbano.

Otro asunto que será abordado por Abás con Putin será la concesión de ayuda humanitaria para aliviar la situación de la población en los territorios ocupados.

El líder de la ANP quiere que Rusia participe activamente en la conferencia de donantes que tendrá lugar en Belén (Cisjordania) a mediados de mayo.

Rusia ya concedió en 2007 a la ANP 10 millones de dólares y 60 toneladas de medicinas y otros artículos de primera necesidad.

Vershinin también adelantó que Rusia ya tiene "preparados para su envío" los carros blindados destinados a las fuerzas de seguridad palestinas.

"El acuerdo de suministro fue suscrito hace mucho tiempo y el beneplácito israelí también lo hemos recibido. Las conversaciones para determinar las fechas para su envío están en marcha", apuntó.