Jueves, 17 de Abril de 2008

La Policía desarticula una banda dedicada a robar material en obras de construcción en Toledo

EFE ·17/04/2008 - 14:34h

EFE - El delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, Máximo Díaz-Cano (i), junto con el comisario jefe de Toledo, Rufino Espada, ha informado en la Jefatura de Policía de Castilla-La Mancha sobre una operación llevada a cabo por la Policía Nacional en Toledo en la que se detuvo a supuestos ladrones de material de construcción.

La Policía de Toledo ha desarticulado una red dedicada a robar material en obras y edificios en construcción, que luego compraban otros miembros de la organización y ha detenido a quince personas, entre ellos dos menores, todos españoles y residentes en esta capital.

Según informó hoy en rueda de prensa el delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, Máximo Díaz-Cano, la operación se inició a mediados de enero y ha sido llevada a cabo por el Grupo I de la Brigada de la Policía Judicial del Cuerpo Nacional de Policía (CNP) de Toledo.

De los quince detenidos, cuatro han pasado a disposición del juzgado de primera instancia e instrucción número 2 de Toledo, y el resto han quedado en libertad con cargos acusados de los presuntos delitos de robo con fuerza y de receptación (compra de material a sabiendas de que procedía del robo).

La Policía ha recuperado en dos registros domiciliarios herramientas y útiles de trabajo (taladros, compresores) y material de construcción (mangueras y cables de cobre), electricidad y fontanería, además electrodomésticos y material informático (ordenadores, CPUs, impresoras, escáneres, y televisiones de plasma).

Los robos, uno de ellos del interior de un vehículo, han sido cometidos en todas las zonas de la capital de Toledo, especialmente en el Polígono, además de en las instalaciones de un Centro de Educación Especial y una Escuela Taller.

Se investiga si el robo de material en las obras del nuevo hospital de Toledo ha sido cometido por esta banda, cuyo cabecilla tiene antecedentes por robo.

La operación policial ha permitido esclarecer hasta ahora al menos siete de los robos denunciados, aunque no se descarta que pueda haber más detenciones porque la operación sigue abierta.

En algún caso, explicó el Delegado del Gobierno, los compradores del material robado, que eran particulares, comunicaban el tipo de material que tenían que conseguir.

Díaz-Cano felicitó a la Policía por este "brillante trabajo" que ha permitido detener a estas personas que han creado una importante alarma social por el número de robos.

Ahora, la Policía se pondrá en contacto con las personas que han denunciado los robos para que acudan a la comisaría de Policía y se compruebe que el material recuperado les corresponde.