Miércoles, 16 de Abril de 2008

El Barça se aísla para centrarse en el Espanyol y el Manchester

Rijkaard ha preparado una jornada de convivencia en El Montanyà con toda la plantilla, incluidos Ronaldinho y Jorquera

AGENCIAS ·16/04/2008 - 17:49h


La plantilla del FC Barcelona pasa hoy una jornada de convivencia en las instalaciones de El Montanyà, próximas a la localidad de Seva, a unos 60 kilómetros de Barcelona, en la que participaron todos los jugadores del primer equipo, incluidos los lesionados Ronaldinho y Albert Jorquera, en la semana previa al partido de Liga ante el RCD Espanyol y al encuentro de ida de las semifinales de la Liga de Campeones frente al Manchester United.

Ronaldinho, protagonista estos días por su posible traspaso al AC Milan y que está de baja por una lesión muscular por la que prácticamente no volverá a jugar esta temporada si se cumplen los plazos previstos por los médicos del club barcelonista, no participó en el entrenamiento con sus compañeros, sino que recibió tratamiento en un vestuario, aunque estuvo con el grupo, que tras la sesión celebró una comida en una masía próxima al campo.

El entrenador Frank Rijkaard dirigió un entrenamiento muy intenso, en que corrigió muchas veces los movimientos de sus jugadores durante el partido con el que acabó la sesión. En este encuentro, participó con normalidad el centrocampista Deco, que lleva dos días entrenándose con el resto de la plantilla y puede ser una de las novedades para el derbi, después de un mes de baja por una elongación muscular.

Iniesta, Henry y Márquez no se entrenan

Por el contrario, continúan al margen del grupo el centrocampista Andrés Iniesta y el delantero Thierry Henry, aquejados de un pinzamento en el menisco externo de la rodilla izquierda y de una contusión en el tendón de Aquiles del pie derecho, respectivamente, que se produjeron en el partido de la semana pasada ante el Schalke 04 alemán (1-0) y por las que causaron baja para la visita al Recreativo de Huelva (2-2) la pasada jornada de Liga.

Además, tampoco participó en el entrenamiento el defensa Rafael Márquez, que se quedó en las instalaciones del Camp Nou junto a Iniesta y Henry. Los tres, sin embargo, se desplazaron a El Montanyà a la hora del almuerzo para unirse al resto de la plantilla. Iniesta, por su parte, formó parte del grupo de cinco jugadores --junto a Puyol, Xavi, Deco y Zambrotta-- que se vacunaron contra la encefalitis europea con vistas a la Eurocopa.

La gran novedad del entrenamiento del Barcelona fue la presencia del portero Albert Jorquera. El meta catalán, lesionado de gravedad en una rodilla a finales del pasado mes de diciembre y que no podrá volver a jugar esta temporada, lo que llevó al Barcelona a incorporar al portero José Manuel Pinto, apareció unos minutos en el campo de entrenamiento para realizar ejercicios de recuperación al margen de sus compañeros.