Martes, 15 de Abril de 2008

Acuerdan el ingreso en la prisión de Fontcalent del parricida de Santomera

EFE ·15/04/2008 - 13:54h

EFE - Plaza del Ayuntamiento de la localidad murciana de Santomera donde fue detenido, esta noche, un individuo de 35 años cuando iba paseando por la plaza del Ayuntamiento con la cabeza de su madre envuelta en un trapo.

El titular del juzgado de instrucción número 6 de Murcia acordó esta tarde el ingreso en el modulo psiquiátrico de la prisión de Fontcalent (Alicante) de A.M.C., detenido anoche como supuesto autor de la muerte de su madre en Santomera.

Según informó a EFE el gabinete de prensa del Tribunal Superior de Justicia de Murcia, el instructor que ha abierto la causa por un delito de asesinato ha ordenado el traslado del detenido a un centro psiquiátrico tras el interrogatorio.

El interrogatorio se prolongó por espacio de una hora y el instructor también ha ordenado el examen psiquiátrico urgente de A.M.C. para determinar con exactitud su estado y tratamiento.

Según informaron a EFE fuentes de la investigación, el presunto parricida se negó a declarar ante el juez y a ser reconocido por la médico forense a los que les dirigió frases y gestos despectivos.

El presunto parricida de su madre cumplió en 2003 y 2006 dos condenas judiciales de internamiento en centros psiquiátricos por amenazas y malos tratos a su progenitora, y el 30 de agosto pasado quedó extinguida una orden de alejamiento sobre ella.

La madre, Teresa Macanás, será enterrada a mediodía de mañana en este Santomera, donde desde esta tarde está siendo velado el cadáver de la mujer por familiares y amigos.

Según informó hoy Radio Nacional, la mujer había denunciado en el año 2001 en el programa de Televisión Española "Gente" que podía ser atacada por su hijo.

"No es malo, pero lo que él toma lo hace malo, y a nosotros nos está destrozando la vida", dijo Teresa entre sollozos en aquel programa sobre su hijo.

El portavoz del ayuntamiento de Santomera, Víctor Manuel Martínez, dijo hoy a Efe que "el pueblo está conmocionado por esta noticia, que supera lo imaginable", tanto por cómo había sucedido como por el hecho de que la víctima, Teresa Macanás, era una persona "muy conocida y apreciada" entre sus vecinos.

El consistorio de Santomera ha decretado dos días de luto oficial durante la jornada de hoy y la de mañana, en los que las banderas lucirán a media asta con crespón, y la corporación local asistirá al completo al sepelio.

El estanco de Teresa Macanás, de 56 años, se encontraba junto al bar "Mar de Galilea", que había legado a su hijo Angelo, y fue allí donde éste, presuntamente, la decapitó anoche, alrededor de las 21:00 horas, con un cuchillo de grandes dimensiones.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad