Martes, 15 de Abril de 2008

Miguelanxo, el cómic nacido del mar

El Salón Internacional del Cómic dedica una exposición a la primera película de este dibujante gallego, 'De profundis'

REBECA FERNÁNDEZ ·15/04/2008 - 20:53h

Este dibujante gallego, nacido en A Coruña en 1958, ha tocado casi todos los palos desde que se decidiese a abandonarlo todo por los cómics. Su trayectoria empezó en la década de los setenta, cuando inició sus coqueteos con fanzines gallegos, y ya en los ochenta comenzó su colaboración en El Jueves con la serie Quotidianía Delirante.

 Su obra de mayor repercusión es Trazo de tiza, publicada en 1992 y reeditada en 2003 (con algunas páginas extra en homenaje a Hugo Pratt), en la que, a través de un dibujo magistral, narra una historia en torno a una isla olvidada hasta por el mar. Por este cómic, su primera historia larga, gana el Premio Alph-Art al mejor álbum extranjero del Festival del Cómic de Angulema de 1994 y, ese mismo año, a la mejor obra del Salón Internacional del Cómic de Barcelona, entre otros galardones.

Precisamente en ese festival, recibió el año pasado el Gran Premio del Salón. También se ha adentrado en el mundo de la televisión, en el diseño de personajes para el programa infantil Club Xabarín, de la televisión gallega, y en el cine. Su primer largometraje como director y guionista, De profundis (2007), estuvo nominado en la categoría de mejor film de animación en los Goya. El Salón dedica una exposición a los diseños originales de este viaje al fondo del mar.