Lunes, 14 de Abril de 2008

"Sería bueno que alguien nos enviara pruebas contra la distribución"

El responsable de la Comisión Nacional de la Competencia niega haber sido presionado por el Gobierno para actuar contra la industria alimentaria

ANTONIO M. VÉLEZ ·14/04/2008 - 12:15h

El presidente de la CNC, Luis Berenguer.

No quiere “polémicas” sobre el ruido armado por el expediente a la industria alimentaria por posibles pactos de precios. Sobre ésta y otras investigaciones de la Comisión Nacional de la Competencia (CNC), su presidente, Luis Berenguer (Alicante, 1946), no suelta prenda: “Cualquier cosa que dijera me podría condicionar”, señala.

¿Se esperaba la dura respuesta de la patronal alimentaria al expediente por el pacto de precios?

Cada uno es dueño de tener su estilo para defender sus intereses. Yo estoy aquí para velar por los de los consumidores, el mercado y la competencia, y no voy a hacer dejación de ello.

¿Presionó el Gobierno  la CNC para abrir el expediente, como dice la Federación de Industrias de Alimentación y Bebidas?

Absolutamente no.

Dicen que la investigación es floja porque se basa sólo en notas de prensa.

Cuando llegue la resolución, se verá.

¿Tiene medios suficientes la CNC para una investigación así?

Tras una dura discusión, se ha logrado más presupuesto. Sin dejarnos plenamente satisfechos, es un mínimo para trabajar. El problema de Competencia es que siempre ha tenido unos medios mínimos. Aunque crezcan, al final son escasos.

¿Por qué no se ha expedientado al sector de la distribución?

Se ha hablado mucho de pactos abusivos de precios, pero para abrir expediente necesitamos algún indicio. Sería bueno que alguno de los perjudicados nos los facilitara, aunque fuese anónimo.

¿Y a la industria láctea?

No había datos suficientes. En el futuro, si los hay, también puede abrirse.

La CNC investiga ahora a equipos de fútbol, televisiones, y productoras y una caja de ahorros por la gestión de los derechos futbolísticos...

La inclusión de los clubes no prejuzga su responsabilidad. Simplemente, son parte de los contratos, por lo que estamos obligados a investigarles.

¿Qué modelo de gestión de derechos del fútbol es el ideal?

Este tema no es objeto de este expediente. La CNC prepara un informe, independiente del expediente, entre cuyas ideas está la de intentar reducir la duración de los contratos de explotación, a todas luces excesiva.

¿Cuanto durará el expediente?

El tiempo máximo es de 18 meses. Dada la complejidad del expediente y el número de partes implicadas, dudo mucho que se pueda reducir.

Entre que se dicta resolución y se cumple, pueden pasar diez años.

El sistema es muy garantista. Ahora, sin reducir las garantías, rigen los principios del derecho penal. Las autoridades de competencia tenían la tradición de ser un órgano casi jurisdiccional. Dicho con muchos matices, la nueva ley marca un camino en otro sentido. En caso de duda, si ésta es pro-reo o pro-competencia, siempre dictaremos a favor de la competencia. Es la política que va a mandar, respetando siempre todos los derechos y garantías, pero a favor de las soluciones que más beneficien al mercado y a los consumidores.

¿Cómo ha arrancado el programa de clemencia, que permite rebajar las multas a las empresas que denuncien cárteles?

Está siendo un éxito y ha acallado los malos augurios de quienes decían que, siendo un país latino y del sur, no funcionaría. Es lógico que de momento sólo hayan sido siete [los chivatazos] porque preparar una denuncia así lleva meses.

¿Qué le parece el plan de liberalizar los horarios comerciales en la Comunidad de Madrid?

Tengo que felicitar a su presidenta, si ha tomado esa decisión. Está en línea con lo que recomendamos.

La CNC ultima un convenio con los reguladores de energía y telecomunicaciones ¿Delimitará qué parcela es de cada uno?

No puede hacerse por convenio, sería alterar las leyes. Pero es obvio que las leyes motivan unos espacios de sombra y no queremos que quienes las incumplan se beneficien: por ejemplo que, si actúa un regulador, recurra para que un tribunal diga que se ha metido en el campo de la CNC y viceversa. Se trata de buscar más eficacia.

Usted apoya el troceo de Telefónica, en línea con las recomendaciones de la Comisión Europea. En cambio, la Comisión de las Telecomunicaciones rechaza esa posibilidad.

Es una opinión personal, no un expediente ni una resolución de la CNC. Siempre he apoyado la desintegración vertical, en ése y otros sectores.

En carburantes, la liberalización no parece haber servido para que haya más competencia en precios.

Es un sector que siempre está bajo sospecha. Con tan variados contratos de distribución, a veces los árboles no nos han dejado ver el bosque. No hemos podido tener una imagen global ni, sobre todo, ver si hay prácticas de concertación entre petroleras.  

¿Hay competencia en electricidad?

En España, se optó por un sistema al privatizar Endesa: integrarla verticalmente. Las dos primeras empresas tienen hoy más del 70% y de los cuatro mercados, tres están integrados. Eso, unido al encarecimiento del crudo y la existencia de la tarifa, no ha permitido proliferar a los comercializadores independientes. Hemos abierto un expediente contra ciertas actuaciones para dificultar la entrada de esos comercializadores en el mercado no facilitándoles los datos.

Las eléctricas critican que el argumento para abrir ese expediente sea un recurso judicial que presentó la patronal Unesa.

Últimamente los implicados se quejan porque se les expedienta. Yo creo que, si es contraria a sus intereses tendrán, en todo caso, que quejarse de la resolución. El expediente implica un análisis, unas pruebas, y otorga a los implicados derecho de defensa. Si se abre una investigación antes del expediente, al no haber implicados, esas garantías están más limitadas. Es al revés, el expediente da más garantías. Pero últimamente se ha puesto de moda quejarse.

Electricité de France (EdF) quiere entrar en España. Pero a usted no le gusta su carácter público.

Es uno de los problemas de la política europea, que en operaciones de compra no distingue sobre el carácter público o privado, salvo si hay ayudas estatales, que no es el caso, al ser compañías rentables. Se puede dar la paradoja de que las empresas de los países más avanzados en la liberalización, como España y Reino Unido, acaben en manos públicas, pero no de su país, sino extranjeras. Lo que ocurre es que tras el fin de la acción de oro, no hay muchos mecanismos para oponerse.

Se habla de crear un campeón energético con Gas Natural e Iberdrola. ¿Cómo lo vería?

Si no es competencia de la UE, cuando llegue, analizaremos el expediente y nos pronunciaremos, teniendo en cuenta que ahora, la decisión de aprobar con condiciones o prohibir es de la CNC y el Gobierno sólo puede aprobarlo por interés público.

De unirse Gas Natural e Iberdrola, superarían el 30% de cuota de mercado en gas y electricidad. ¿Beneficiaría al consumidor?

Nos tenemos que pronunciar sobre expedientes concretos. Lo que puede hacer la CNC ante una concentración es aprobar con condiciones o prohibir. El Supremo ya ha dicho que debe regir el principio de la mínima intervención: si se puede aprobar con condiciones, no prohibir.

¿Cuántos operadores eléctricos serían deseables en España?

Tantos como sean posibles.

En farmacia, ¿apoya un sistema como el estadounidense, sin precios intervenidos?

Sí, si el mercado fuera más competitivo. Los precios intervenidos difícilmente casan con la liberalización de mercancías. Que un laboratorio tenga el mismo producto en España más barato que en Alemania… no sé. A lo mejor, y pienso en voz alta, sería bueno eliminar la intervención. O bien, si al laboratorio le interesa vender en España a un precio más bajo, podría igualarse ese precio en Europa. Habría que reflexionar. Hay muchos intereses en juego y la solución no es nada simple.