Domingo, 13 de Abril de 2008

Una explosión en Irán con 10 muertos no fue ataque, según medios

Reuters ·13/04/2008 - 10:24h

Una explosión el sábado en una mezquita en el sur de Irán en la que murieron al menos 10 personas no fue un atentado y se debió posiblemente a una negligencia, dijeron el domingo medios iraníes citando a un funcionario de la policía.

Las agencias de noticias habían informado que una bomba explotó en una mezquita en la ciudad de Shiraz, al sur de Irán, dejando también 160 personas heridas.

Pero el canal de televisión Press TV, que transmite en inglés, dijo el domingo que la explosión "pudo haber sido provocada por explosivos que quedaron en el lugar después de una exhibición anterior por la conmemoración" de la guerra entre Irak e Irán de 1980 a 1988.

La agencia de noticias semioficial Fars News Agency dio una noticia similar, aparentemente basándose en comentarios del mismo funcionario.

"De acuerdo con evaluaciones iniciales, la explosión de la noche del sábado (...) no fue intencional ni fue un sabotaje", dijo la agencia, citando al comandante de las fuerzas de seguridad en la provincia Fars, Ali Moayedi.

El portavoz del Ministerio iraní de Asuntos Exteriores dijo que la investigación sigue adelante.

"Las últimas noticias que tenemos (...) dicen que no hay una postura firme de la policía y funcionarios de seguridad, ya que la investigación aún se está realizando", señaló Mohamad Ali Hoseini en una conferencia de prensa semanal. "Por lo tanto, no se pueden realizar juicios sobre el incidente".

En la noche del sábado, Fars citó a un funcionario de la policía diciendo que un artefacto "hecho a mano" había sido puesto en la mezquita. Un funcionario de un hospital local dijo que se espera que la cifra de muerto aumente.

La televisión estatal instó a los habitantes de Shiraz a donar sangre para los heridos y dijo que todas las enfermeras en la ciudad habían sido llamadas a servicio.

La agencia de noticias oficial IRNA dijo que la explosión ocurrió durante el discurso de un clérigo en la mezquita Shohada.

Una mujer de 20 años que resultó herida en la explosión dijo que había cerca de 800 personas en el recinto religioso en el momento de la explosión. "Después de que escuchamos la explosión había humo en todas partes", dijo Saeedeh Ghorbani a Fars.

Normalmente, la seguridad es estricta en Irán y los atentados han sido inusuales en los últimos años. Pero varias personas murieron en 2005 y 2006 en explosiones en el sur del país.

En el pasado, Teherán ha acusado al Reino Unido y a Estados Unidos de intentar desestabilizar el país al apoyar a rebeldes de minorías étnicas que actúan en zonas fronterizas.*.