Sábado, 12 de Abril de 2008

César Antonio Molina, el escritor gestor

EFE ·12/04/2008 - 14:20h

EFE - César Antonio Molina, confirmado hoy como ministro de Cultura por José Luis Rodríguez Zapatero, es un escritor y periodista que llegó el pasado mes de julio al Gobierno avalado por una amplia experiencia como gestor cultural al frente del Instituto Cervantes y el Círculo de Bellas Artes.

César Antonio Molina, confirmado hoy como ministro de Cultura por José Luis Rodríguez Zapatero, es un escritor y periodista que llegó el pasado mes de julio al Gobierno avalado por una amplia experiencia como gestor cultural al frente del Instituto Cervantes y el Círculo de Bellas Artes.

Con medio centenar de libros publicados como poeta, ensayista y traductor, el ministro de Cultura se define como "un escritor que ha hecho compatible la creación literaria con la gestión".

"De todo lo que he hecho en mi vida, creo que lo que menos soy es político", afirmó en una entrevista concedida a Efe pocos días después de haber sido nombrado como sustituto de Carmen Calvo.

Molina (A Coruña, 1952) afronta ahora su segunda etapa como titular de Cultura tras haber logrado un escaño por la circunscripción coruñesa en las elecciones del pasado 9 de marzo, en las que debutó como candidato.

En sus primeros meses como ministro, Molina tuvo que afrontar problemas como la dimisión de Rosa Regás como directora de la Biblioteca Nacional -con quien mantuvo una dura polémica- y el robo de documentos en esa institución, así como la aprobación parlamentaria de la Ley de Cine y el controvertido canon digital.

Fueron asuntos en los que el ministro actuó con decisión y con la capacidad negociadora que había mostrado ya en la dirección del Instituto Cervantes, donde firmó más de 400 acuerdos de colaboración con empresas e instituciones.

Molina promovió además una política de expansión en el Cervantes, que abrió en esa etapa 24 nuevos centros en todo el mundo, e impulsó la enseñanza del catalán, del gallego y del euskera en la red del instituto, con el objetivo de hacer visible la riqueza lingüística y cultural de España.

Casado con la escritora Mercedes Monmany y padre de una hija, Molina llegó en mayo de 2004 al Instituto Cervantes, precedido por su fama de buen gestor al frente del Círculo de Bellas Artes de Madrid, que convirtió en uno de los principales centros culturales de España en los ocho años que estuvo como director.

Defensor de la cultura como signo de identidad de los españoles en el mundo, en su primer discurso como ministro, en el que recordó su procedencia de una familia republicana de "muchas generaciones", anunció que trabajaría para convertir la cultura española en "el motor" de quienes se expresan en español.

Licenciado en Derecho por la Universidad de Santiago de Compostela y doctor en Ciencias de la Información por la Complutense de Madrid, Molina inició su actividad periodística en "La voz de Galicia" y después se trasladó a Madrid, donde colaboró con diversos diarios y revistas especializadas.

Como escritor ha cultivado diversos géneros -en diciembre publicó el tercer volumen de sus "Memorias de ficción"-, pero en especial la poesía.

Su producción poética quedó recogida en la antología "El rumor del tiempo" (Galaxia Gutemberg/Círculo de Lectores), publicada en 2006 con prólogo de Antonio Gamoneda -uno de sus maestros-, y el pasado año se editó su segundo poemario en gallego, "Eume".

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad