Viernes, 11 de Abril de 2008

Buenos Aires se vuelca con la antorcha olímpica

El recorrido por la capital argentina, que transcurrió sin incidentes salvo protestas pacíficas, fue seguido por miles de personas

AGENCIAS ·11/04/2008 - 21:33h

REUTERS - Un ciudadano muestra una pancarta de apoyo a Tibet al paso de la antorcha olímpica por Buenos Aires.

La antorcha olímpica ha recorrido hoy las calles de Buenos Aires, e incluso las aguas del Río de la Plata entre miles de personas que se agolparon para contemplar el paso de los atletas que la portaban en medio de un gran dispositivo policial.

Sin incidentes transcurrió el recorrido de la antorcha por el centro de la capital argentina, la única ciudad latinoamericana que acoge la llama en su camino hacia los Juegos Olímpicos de Pekín. Sin embargo, decenas de manifestantes se concentraron en el emblemático Obelisco bonaerense para protestar por la celebración de los Juegos en China, en un acto que concluyó sin incidentes de importancia.

Maradona no llegó a tiempo para el relevo 

De la mano del ex atleta Carlos Espínola, triple medallista olímpico de vela, la antorcha comenzó hoy su recorrido de unos 14 kilómetros en el barrio de Puerto Madero, tras un espectáculo de danza y los discursos de la vicepresidente del Comité Olímpico Argentino, Alicia Morea, y del jefe de Gobierno de Buenos Aires, Mauricio Macri.

"Camau" Espínola sustituyó en el comienzo del trayecto al ex futbolista Diego Maradona, quien estaba anunciado como primer relevista pero que se encuentra en México por motivos personales. La llama pasó luego a manos de la ex jugadora de padel Cecilia Bacigalupo, luego a las de Magdalena Aicega, capitana de la selección de hockey sobre césped (Las Leonas), y posteriormente a Jon Uriarte, seleccionador de voleibol.

Por unos minutos, la antorcha abandonó las calles para hacer parte del recorrido en canoa por el Río de la Plata en manos de atletas argentinos de remo. Está previsto que la ex tenista Gabriela Sabatini, medalla de plata en Seúl'88, asuma la última parte del recorrido con la antorcha e ingrese con ella en el Club Hípico Argentina, su destino final. En esta operación se prevé la participación de 1.200 policías, 1.500 agentes de la Prefectura Naval y unos 3.000 voluntarios y trabajadores estatales.

Más de 80.000 ciudadanos de origen chino viven en Argentina, de los que unos 60.000, según cálculos oficiales, lo hace en Buenos Aires. Muchos comercios chinos dieron hoy el día libre a sus trabajadores para que pudieran acudir al paso de la antorcha, y muchos lo hicieron portando banderas chinas y gorras y camisetas rojas.

 

Noticias Relacionadas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad