Viernes, 11 de Abril de 2008

78-63. Domercant coloca al Dynamo en semifinales acosta del Turow polaco

EFE ·11/04/2008 - 22:51h

EFE - El alero norteamericano del PGE Turow Zgorzelec (Polonia), Thomas Kelati (d) defiende la posición de su compatriota del Dynamo Moscow (Rusia), Henry Domercant, durante el partido de cuartos de final de la final a ocho de la copa ULEB que se disputa en el Palavela de Turín.

La estadística asegura que Henry Domercant es el mejor jugador de la Copa ULEB, y el estadounidense se encargó de engordar sus cifras para liderar a su equipo, el Dynamo de Moscú, y tumbar al PGE Turow polaco en los cuartos de final de la Copa ULEB de Turín por 78-63.

Convertido en uno de los grandes candidatos al título, con permiso del DKV Joventut, el Dynamo de Moscú se limitó a cumplir el protocolo en su debut en la final a ocho. Superó con comodidad al conjunto polaco, entusiasta pero desinflado ante la pegada del Dynamo.

A favor de Dynamo jugó la jerarquía deportiva, un salvoconducto en partidos de tanta exigencia. También su poderío físico. Es un equipo con más jugadores, más kilos y más centímetros. Además, contó con Domercant, máximo anotador y mejor valorado de la ULEB, dispuesto a hacerse valer en Turín. El estadounidense apareció en el tercer cuarto, acribilló a triples al Turow y sentenció el partido como si tal cosa.

Pese a su derrota, el Turow ofreció algunos detalles en el Palavela de Turín, como la versatilidad de Kelati. El base Logan llegó incluso a sostener a su equipo, capaz de adelantarse en el marcador (30-33, min. 17). Pesic, técnico del Dynamo, ordenó una defensa hombre por hombre a toda la cancha que espantó al Turow (43-38, descanso).

En la reanudación, a Domercant le dio por cerrar definitivamente el partido. Sus cifras retratan el acierto de un jugador capaz de anotar seis triples en sus seis intentos. Lo hizo ayudado por las enormes facilidades defensivas del Turow, presa de un ataque de vértigo. El polaco, equipo más débil de los finalistas, pero se despidió de Turín con la dignidad de los modestos.

Desfondado en el tercer cuarto, el PGE Turow bajó los brazos ante el implacable acierto de Domercant y el partido se quedó sin sustancia, destinado a una victoria segura del equipo de Pesic, un técnico de jugoso palmarés y extrema competitividad que mañana buscará un hueco en la final de la ULEB.

Ficha técnica:

78 - Dynamo Moscú (25+18+18+17): Hansen (10), Vujanic (16), Domercant (22), Fotsis (8), Javtokas (15) -cinco inicial-, Samolyenko (-), Misanovic (-), Monya (3), Bykov (2) y Domani (2).

63 - PGE Turow Zgozelec (17+21+11+14): Rodríguez (7), Logan (19), Kelati (15), Drobnjak (9), Ljubotina (-) -cinco inicial-, Witka (9), Scekic (4) y Petrovic (-).

Árbitros: Pukl (ESL), Christodoulou (GRE) y Pérez Pizarro (ESP). Eliminaron por cinco faltas a Scekic (min. 37).