Jueves, 10 de Abril de 2008

Obama sugiere a Bush el boicot de la ceremonia de inauguración de los Juegos

El senador por Illinois cree que debe considerarse esta posibilidad si China no toma medidas para mejorar la situación de los derechos humanos en el Tíbet y no contribuye a detener el genocidio en Darfur

EFE ·10/04/2008 - 08:09h

EFE - Obama fue consultado hoy sobre la necesidad de que Estados Unidos asuma una actitud más enérgica hacía China en relación con la situación de los derechos humanos.

El aspirante demócrata a la presidencia de Estados Unidos, Barack Obama, ha sugerido al presidente George W. Bush la posibilidad de boicotear la ceremonia de inauguración de los Juegos Olímpicos de Pekín.

En una declaración, el senador de Illinois dijo que la medida debería considerarse si China no toma medidas para mejorar la situación de los derechos humanos en el Tíbet y no contribuye a detener el genocidio en Darfur.

Desde Pensilvania, Obama indicó que cualquier decisión debería tomarse poco antes de la iniciación de los Juegos Olímpicos en agosto.

"Si los chinos no toman medidas para detener el genocidio en Darfur y respetar la dignidad, la seguridad y los derechos humanos del pueblo tibetano, entonces el presidente debería boicotear las ceremonias de inauguración", dijo Obama.

Decisión justo antes de los Juegos 

"El boicot a las ceremonias de inauguración debería mantenerse firmemente entre las opciones, pero la decisión tendría que tomarse poco antes de los juegos", expresó.

Momentos antes, en una conversación con periodistas en Levittown (Pensilvania), Obama fue consultado hoy sobre la necesidad de que Estados Unidos asuma una actitud más enérgica hacía China en relación con la situación de los derechos humanos.

"En nuestra política hacia China, no hemos sido bastante coherentes o enérgicos, no sólo en lo que se refiere a resolver el problema del Tíbet de manera adecuada, sino también en lo que se refiere a Sudán, un país involucrado en el genocidio contra el pueblo de Darfur", indicó.

Previamente, su rival por la candidatura demócrata Hillary Clinton había planteado también la posibilidad de que Bush boicotee los juegos olímpicos, pero no sugirió un momento para tomar esa decisión.

Noticias Relacionadas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad