Miércoles, 9 de Abril de 2008

Francia pone en duda el trasvase del Ródano

El ministerio de Ecología plantea "serios interrogantes" al plan de CiU para llevar el agua del río francés rumbo a Catalunya

ANDRÉS PÉREZ ·09/04/2008 - 21:19h

"Nuestra administración plantea serios interrogantes a la perspectiva de un trasvase" del Ródano a Catalunya, indicó a Público un alto cargo del ministerio de Ecología francés. "En cualquier caso, debería haber un debate y encuesta pública previa al inicio de un proyecto, en conformidad con la comisión nacional sobre encuestas públicas", señaló.Ese debate permitiría destacar "claramente las razones por las que un trasvase sería o no deseable, señalando sobre todo si se han efectuado o no las medidas necesarias de ahorro de agua, y si se han estudiado suficientemente otras alternativas" explicó.

El actual Esquema Directivo de la Ordenación y la Gestión del Agua en la cuenca Ródano-Mediterráneo (SDAGE) para el período 2009-2015 no contempla entre sus proyectos el de construir un canal subterráneo rumbo a Catalunya.

Antes al contrario, ese esquema, que será de carácter vinculante una vez aprobado, pone el acento en seis "orientaciones fundamentales" que parecen ir, al menos teóricamente, contra el principio de un trasvase de 200 km. Cierto es que entre los estudios efectuados a finales de los 90 a petición del Gobierno de CiU y la situación de hoy media la aprobación en Francia de una Carta del Medio Ambiente que ha sido integrada en la Constitución.

Medidas conservacionistas

Por citar algunas de esas orientaciones fundamentales del esquema directivo de la Cuenca Ródano-Mediterráneo, los organismos reguladores se fijan el objetivo de "no degradar los medios acuáticos" -el Parque de Camarga es uno de ellos, y necesita tanto el caudal como el aluvión del Ródano.

Otra orientación es la de "preservar y redesarrollar las funcionalidades naturales de las cuencas", cosa que, a priori, va a contracorriente de la idea de una alteración fundamental del régimen de las cuencas, como la que conllevaría sacar agua del Ródano para hacerla pasar los Pirineos.
Por otra parte, según indicaron a Público fuentes de la Administración, nadie ha formulado la solicitud de apertura de una encuesta pública particular, separada de la del SDAGE, sobre la hipotética construcción de la "arteria litoral" que llevaría el agua a la frontera española.

De momento, oficialmente nadie mueve ficha en Francia para posicionarse por el hecho de que CiU agite con urgencia la necesidad de un trasvase cuya materialización llevaría una década como mínimo.
Las fuentes consultadas por este diario estimaron que la oferta de José Luis Rodríguez Zapatero a CiU podría ser "una simple y perdonable concesión a la demagogia acuífera". No obstante, según fuentes del Gobierno francés, varios diputados de centroderecha y centroizquierda con circunscripción en zonas urbanas de Lenguadoc Rosellón están iniciando un lobby en París y argumentan que vender agua a precio de mercado a Barcelona "permitiría crear miles de empleos" en sus feudos.

Un segundo lobby pro-trasvase, según los ecologistas, es el constituido alrededor del presidente del ejecutivo provincial del Gard, Damien Alary. Alary es vicepresidente de la región Languedoc Rosellón y presidente del Consejo de Vigilancia de la compañía de agua Bas Rhône Langedoc, concesionaria de la red de distribución del agua del Ródano en la región vecina de Catalunya.

Noticias Relacionadas