Sábado, 5 de Abril de 2008

Eslovaquia solicita adhesión al euro en 2009, que la CE y el BCE evaluarán en mayo

EFE ·05/04/2008 - 18:18h

EFE - En rueda de prensa al término de la reunión del Ecofin (ministros de Finanzas de la UE) el comisario de Asuntos Económicos y Monetarios, Joaquín Almunia, confirmó que el Gobierno eslovaco presentó hoy su solicitud formal para convertirse en el décimosexto socio de la Unión Económica y Monetaria (UEM).

Las autoridades de Eslovaquia han solicitado formalmente su adhesión a la moneda única y ahora la Comisión Europea y el Banco Central Europeo (BCE) tienen que evaluar si cumple los requisitos para ello, en sendos informes que presentarán en mayo.

En rueda de prensa al término de la reunión del Ecofin (ministros de Finanzas de la UE) el comisario de Asuntos Económicos y Monetarios, Joaquín Almunia, confirmó que el Gobierno eslovaco presentó hoy su solicitud formal para convertirse en el décimosexto socio de la Unión Económica y Monetaria (UEM) a partir del próximo 1 de enero.

Indicó que Bruselas presentará su dictamen el próximo 7 de mayo, en su informe de convergencia bianual -en el que evalúa la preparación de los países que todavía no forman parte del euro-, tras examinar los últimos indicadores macroeconómicos.

En el caso de Eslovaquia, señaló que la Comisión prestará especial atención al déficit público y a la inflación.

Según los denominados criterios de Maastricht, para unirse a la UEM, los Estados miembros deben garantizar estabilidad de precios y del tipo de cambio, así como el control del déficit y la deuda pública y los tipos de interés.

Así, deben permanecer al menos dos años en el mecanismo europeo de tipos de cambio fijo (MTC II); su inflación no puede superar en más de 1,5 puntos la media de los tres países con la tasa más baja; los tipos de interés deben estar próximos a los de los países con mejor evolución de precios; el déficit público tiene que ser inferior al 3% del PIB, y la deuda pública ha de estar por debajo del 60% por ciento del PIB.

Además, recordaron tanto Almunia como el presidente del BCE, Jean Claude Trichet, es muy importante la "sostenibilidad" futura del cumplimiento de los citados criterios.

Tras publicar su informe de convergencia y evaluar el dictamen del BCE, la Comisión Europea decidirá si propone la adhesión de Eslovaquia.

En caso afirmativo, ésta será examinada por los ministros de Finanzas de la UE en su reunión de junio, aunque también tendrá que contar con el visto bueno de los Jefes de Estado y de Gobierno.