Miércoles, 2 de Abril de 2008

El conseller subraya la necesidad de regular la actividad de las ludotecas

EFE ·02/04/2008 - 13:21h

EFE - Vista del patio interior de la ludoteca Winnie The Pooh, en el barrio barcelonés de Horta-Guinardó, donde falleció un bebé de 4 meses.

El conseller de Educación, Ernest Maragall, ha asegurado hoy que "le preocupa" la existencia de algunas ludotecas que actúan como guarderías encubiertas, tras considerar "obvio" que éstas deben desarrollar su actividad de manera reglamentada y sometidas al "control público".

Maragall ha subrayado que esta preocupación de la Generalitat ha llevado a la elaboración de un decreto por parte del departamento de Gobernación que regulará este sector y que podría aprobarse antes del verano.

El conseller, que ha hecho estas declaraciones antes de inaugurar el Salón Estudia en la Feria de Barcelona, ha recordado que "hace tiempo" que la Generalitat intentar ordenar el sector del cuidado y el ocio de los niños más pequeños, dado el vacío legal existente.

"Es obvio - ha apuntado - que este sector profesional, que cubre una demanda social, debe desarrollarse en unas determinadas condiciones de control público y regulación".