Martes, 1 de Abril de 2008

ETA convierte a los socialistas en su principal objetivo

Asume el asesinato de Isaías y reconoce que el Gobierno la persigue “en todos los ámbitos”

G. MALAINA/ O. LÓPEZ-FONSECA ·01/04/2008 - 22:46h

M. AGIRREZABAL - Ertzainas inspeccionan el lugar donde cayó asesinado Isaías Carrasco.

Si después del asesinato del ex concejal socialista Isaías Carrasco quedaba alguna duda, ETA la despejó hoy de manera defintivia con un comunicado. La banda armada ha colocado a los militantes socialistas en el centro de su diana. Una realidad que los máximos responsables del Ministerio del Interior ya manejaban desde hace meses, ya que están convencidos de que el fallido atentado contra un escolta en Bilbao iba dirigido realmente contra el concejal del PSE al que protegía, y que los dos atentados contra sendas sedes del partido en Euskadi tenían también una evidente carga amenazante. Sin olvidar que la propia ETA ya había lanzado en la entrevista publicada en Gara el pasado mes de enero una advertencia a los militantes de la formación.

Asume otros cuatro atentados

En el nuevo comunicado, enviado al diario Gara –que hoy publicará íntegro–, la organización terrorista reivindica la muerte del ex concejal y otros cuatro atentados realizados en los últimos dos meses: la explosión de un artefacto contra el juzgado de Bergara, en Guipúzcoa; la colocación de una bomba en el repetidor del monte Arnotegi, cerca de Bilbao; la ekintza contra la sede del partido socialista en Derio, así como el ataque con explosivos contra el cuartel de la Guardia Civil, en Calahorra (La Rioja), en Semana Santa. El comunicado de la banda no habla del perpetrado este mismo domingo contra un repetidor en Azpeitia (Guipúzcoa).

La organización terrorista, que recalca su propósito de continuar con sus atentados, dirige especialmente sus amenazas contra los militantes del partido socialista. “¿No creerán que ETA se va a quedar de brazos cruzados mientras ve cómo se tortura, se detiene, se condena de por vida o se ilegalizan partidos con total impunidad?”, se pregunta, antes de pedir a “los socialistas del PSN y del PSE que dicen que son progresistas y demócratas que se alejen de esa estrategia salvaje”.

La banda mantiene el mismo discurso de otros comunicados anteriores contra la política de José Luis Rodríguez Zapatero –“ha tomado el mismo camino que Aznar”– y el papel del ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba: “Siguiendo la consigna de ‘todo vale contra el independentismo’, ha adecuado a las necesidades de hoy en día la práctica del terrorismo de Estado que aprendió en el mandato de González”.

Aviso a PNV y UPN

ETA lanza también una advertencia ante las negociaciones que el Gobierno y las fuerzas políticas puedan emprender para alcanzar un nuevo pacto político. “Imponer otro ciclo autonómico español a Euskal Herria profundizará en la disolución y en el proceso de asimilación de nuestro pueblo”, advierte, antes de avisar a PNV, PSOE y UPN de que “nunca hemos reconocido el marco autonomista español y nunca lo reconoceremos”. En este sentido, insiste en que la solución es el reconocimiento del derecho de autodeterminación.

ETA vuelve a criticar la actitud del Ejecutivo de Zapatero durante el frustrado proceso de paz, y le reprocha que su propósito fue “llevar a ETA a un proceso de rendición, buscando una salida falsa que dejaría sin resolver el conflicto”.

También ayer, Batasuna hacía público un comunicado en el que utilizaba términos similares a los de la banda.

Interior teme un atentado durante la sesión de investidura 

Antes de que ETA hiciera público su comunicado de ayer, el MInisterio del Interior ya había marcado en rojo los primeros días de la próxima semana. El motivo: los expertos antiterroristas están convencidos de que la banda intentará cometer esas jornadas un atentado, para hacerlo coincidir con la sesión de investidura de Rodríguez Zapatero que se inicia el martes 8 de abril, y conseguir así mayor resonancia.

Así lo han confirmado a ‘Público’ fuentes policiales, que aseguran que en los últimos días Interior ha dado instrucciones a las Unidades de Intervención Policial (UIP) destinadas en Madrid para que sus agentes se integren en un despliegue especial de seguridad que incluirá, entre otras medidas, controles de vehículos en las carreteras de acceso a la ciudad y en las calles de ésta.

El dispositivo incluirá medidas similares a las que el Ministerio adoptó en los días previos a las elecciones del 9-M, cuando se elevó la alerta al nivel 3, el máximo, y se fijó los lunes 23 de febrero y 3 de marzo, días de los debates televisivos entre Zapatero y Rajoy, como momentos críticos.
Fuentes policiales recalcan que ETA siempre ha buscado hacer coincidir sus atentados con actos políticos señalados. Y recuerdan que en el último Debate sobre el Estado de la Nación, celebrado en julio, intentó introducir en España una furgoneta cargada con explosivos que finalmente fue interceptada en Francia. 

Noticias Relacionadas