Martes, 1 de Abril de 2008

Las Cortes abrirán hoy la IX Legislatura tras acreditarse todos los parlamentarios

EFE ·01/04/2008 - 09:43h

EFE - Vista general del hemiciclo durante el último pleno de la legislatura, en el Congreso de los Diputados.

El Congreso y el Senado vivirán hoy la sesión oficial de apertura de la IX Legislatura tras acreditarse todos los diputados electos, 350, y la práctica totalidad de los senadores, 254.

Faltan por obtener su correspondiente acta parlamentaria los nueve senadores que ha de designar el Parlamento andaluz, lo que no ha llevado a cabo porque tampoco está constituido, y el senador electo navarro Francisco Javier Sanz Carramiñana, el sustituto del fallecido Carlos Chivite, hasta ayer secretario general del PSN.

Mientras, en el Congreso, todos los diputados electos, 350, estarán presentes en la sesión de constitución de la Cámara, de la que previsiblemente saldrá como presidente del Congreso el ex ministro de Defensa José Bono.

Para la designación de este cargo, ha de constituirse previamente la Mesa de Edad, que en el Congreso preside el diputado de mayor edad acompañado por dos secretarias, que son, como establece el Reglamento de la Cámara Baja, los parlamentarios más jóvenes.

El diputado electo del PP Juan Manuel Albendea ejercerá hoy de presidente de la Mesa de Edad, ya que nació en junio de 1937, por lo que tiene 70 años.

Las secretarias serán las parlamentarias socialistas Sara García y Miriam Muñoz, ambas de 26 años de edad.

En el Senado, la Mesa de Edad la presidirá Manuel Fraga, que tiene 85 años y contará con cuatro Secretarías representadas por los senadores más jóvenes, que son: Patricia Hernández, Francisco Jiménez Araya, Ana Sánchez y Judith Alberich.

La Mesa de Edad, que se formará hoy mismo, justo en el comienzo de la sesión, se encargará de dar lectura al decreto de disolución de las Cortes y de la lista de diputados electos para, acto seguido, proceder a la ordenación de las votaciones.

Primero se votará al presidente del Congreso, el cual precisará de la mayoría absoluta de los votos (176) para ser designado en primera votación.

Cada parlamentario habrá de introducir en una urna una papeleta con el nombre del candidato, que de momento sólo es el propuesto por el PSOE, José Bono.

De no lograr la mayoría necesaria, se repetirá la votación y entonces sólo se requerirá mayoría simple para ser elegido presidente.

Tras el presidente, los diputados elegirán a los cuatro vicepresidentes; todavía deberán elegirse en una tercera votación los titulares de las cuatro secretarías de la Mesa de la Cámara, por el mismo procedimiento de introducción en una urna de los nombres de los candidatos.

Una vez elegidos, los nuevos miembros de la Mesa ocuparán sus puestos en el hemiciclo y prestarán juramento o promesa de acatamiento a la Constitución, con el presidente en primer lugar.

Después los harán los demás diputados electos por orden alfabético, adquiriendo así la condición plena de parlamentarios.

Es tradición que, antes de levantar la sesión, el nuevo presidente de las Cortes pronuncie un discurso.

Después, previsiblemente se traslade al Palacio de la Zarzuela para informar al Rey de la constitución de la Cámara y de la relación de representantes de las fuerzas políticas con las que Don Juan Carlos se reunirá para proponer candidato a la Presidencia del Gobierno. Lo mismo hará el presidente del Senado.

El desarrollo de la sesión en la Cámara Alta para la elección de su presidente y los miembros de la Mesa será similar.

Tanto los diputados como los senadores elegidos en las urnas el pasado 9 de marzo, así como los senadores de designación autonómica, han dispuesto de un plazo de 19 días para obtener su acta parlamentaria.