Sábado, 2 de Febrero de 2008

Las bolsas de Europa subieron una media del 2,5% por ciento por las operaciones de adquisición

EFE ·02/02/2008 - 14:52h

EFE - Un corredor atiende a varias pantallas en el parqué de la Bolsa de Fráncfort, Alemania.

Las bolsas europeas ganaron esta semana una media del 2,5 por ciento y rompieron siete semanas consecutivas de pérdidas empujadas por nuevas ofertas de adquisiciones que disiparon el temor a que la economía estadounidense entre en recesión.

El sector de materias primas en Europa subió el viernes un 6,9 por ciento y en el conjunto de la semana un 11,3 por ciento tras conocerse que la compañía estatal china Chinalco y la estadounidense Alcoa han comprado un 12 por ciento de la minera anglo-australiana Rio Tinto.

Chinalco y Alcoa contemplan aumentar su participación si BHP mejora su oferta de compra por Rio Tinto, que ganó en bolsa el viernes un 13 por ciento.

La oferta del fabricante de software estadounidense Microsoft sobre el portal de internet Yahoo por 44.600 millones de dólares (30.135 millones de euros), impulsó el viernes un 1,9 por ciento al sector tecnológico.

Esta semana los movimientos corporativos han compensado parcialmente el temor a que la mayor economía del mundo entre en recesión.

La Reserva Federal estadounidense (Fed) recortó de nuevo los tipos de interés en 50 puntos básicos, hasta el 3 por ciento, medida que apenas tuvo efectos en los mercados de valores porque ya había sido descontada.

El ánimo comprador entre los inversores de Europa reapareció tras la publicación del índice de gestores de compras del sector manufacturero de EEUU, que subió 2,3 puntos en enero, hasta los 50,7 puntos, después de contraerse en diciembre.

Si el índice se sitúa por encima de los 50 puntos indica una expansión de la actividad económica.

Sin embargo, la economía estadounidense perdió 17.000 empleos el pasado enero, la primera pérdida de empleos en EEUU desde agosto de 2003.

El índice EuroSTOXX 50, que aglutina los principales valores de la zona del euro, subió esta semana un 2,4 por ciento hasta 3.867,47 puntos.

En Londres, el FTSE 100 ganó un 2,7 por ciento, hasta los 6.029,20 unidades, frente a la semana anterior, mientras el CAC 40 de París mejoró un 2 por ciento, hasta 4.978,06 unidades.

El DAX 30 de Fráncfort aumentó un 2,2 por ciento por ciento, hasta 6.968,67 puntos, y el IBEX 35 español lo hizo un 2,7 por ciento, hasta 13.494,70 unidades.

Esta semana, el sector bancario europeo recuperó sólo un 0,8 por ciento después de que algunos bancos como el suizo USB dieran a conocer pérdidas por la depreciación de sus inversiones expuestas a las hipotecas de alto riesgo estadounidenses ("subprime").

El precio de la onza de oro batió un nuevo récord esta semana y se pagó el viernes en Londres a 933,50 dólares ya que es una inversión refugio, considerada segura en momentos de incertidumbre económica como ahora que se teme por el fuerte debilitamiento de la mayor economía del mundo.

Además, la demanda de oro subió tras conocerse que la zona del euro tuvo el pasado enero una inflación del 3,2 por ciento.

La depreciación del dólar y el parón de la producción de oro en Sudáfrica son factores que también han impulsado el precio de este metal.

La pérdida de empleos en EEUU en enero contribuyó a que el euro se apreciara durante unas horas frente al dólar y llegara hasta los 1,4949 dólares, por lo que casi rozó su máximo histórico en 1,4966 dólares.

Posteriormente, la moneda única bajó de nuevo por recogida de beneficios.

Pese a la recuperación parcial de esta semana, la renta variable europea acumula caídas medias alrededor del 12 por ciento tras haber sufrido uno de los peores meses de enero de la historia bursátil.