Sábado, 2 de Febrero de 2008

El Valencia lleva tres meses sin ganar a domicilio

EFE ·02/02/2008 - 13:10h

EFE - El centrocampista del Atlético de Madrid, Luis Javier García (d) y el centrocampista argentino del Valencia, Ever Banega pugnan por un balón.

El Valencia visita mañana el Nuevo Zorrilla para jugar contra el Real Valladolid y tratar de truncar una racha de tres mese sin lograr una victoria a domicilio.

El equipo que ahora dirige Ronald Koeman ganó por última vez como visitante el pasado 3 de noviembre en su visita al Mallorca (0-2), en un partido en el que los valencianistas tenían en el banquillo a Óscar Fernández, técnico del filial, que se hizo cargo del equipo de forma interina tras la destitución del anterior técnico, Quique Sánchez Flores.

Desde la visita al Ono Estadi de Mallorca, el conjunto valenciano, que se puso a las órdenes de Koeman en el siguiente partido, disputado en Mestalla ante el Murcia (3-0), no conoce la victoria en sus cinco desplazamientos, en los que ha cosechado tres derrotas y dos empates, con dos goles a favor y siete en contra.

Tras la victoria obtenida en el desplazamiento a Mallorca, el Valencia encadenó sin ganar sus visitas al Rácing de Santander (1-0), Osasuna (0-0), Real Zaragoza (2-2), Atlético de Madrid (1-0) y Villarreal (3-0).

Esta trayectoria negativa ha acabado con el buen hacer de los valencianistas lejos de Mestalla hasta aquella fecha, donde sólo habían sumado una derrota en cinco desplazamientos, con nueve goles a favor y siete en contra.

Ese único partido que acabó con derrota fue el 3-0 registrado frente al Sevilla en el Sánchez Pizjuán, que supuso la destitución de Quique Sánchez Flores, cuando el equipo estaba cuarto en la clasificación.

Antes de esa derrota, el Valencia, con Quique en el banquillo, había enlazado cuatro triunfos en sus desplazamientos para jugar contra Almería (1-2), Betis (1-2), Recreativo de Huelva (0-1) y Deportivo de La Coruña (2-4).

El partido en Mallorca con Fernández en el banquillo marcó un punto de inflexión, pues antes de ese choque y a las órdenes de Quique, el Valencia protagonizó un trayectoria casi perfecta como visitante, con doce puntos de quince disputados, mientras que después con Koeman sólo ha sumado dos en el mismo número de partidos.

Además, la buena trayectoria a domicilio con Quique avalaba la situación clasificatoria del Valencia, que era cuarto cuando el entrenador madrileño fue destituido, mientras que la mala racha con Koeman, tanto a domicilio como en casa, ha lastrado las opciones del equipo, descendido a la undécima plaza y más cerca del descenso que de los puestos europeos.

En la actual temporada, tan sólo hay tres equipos que llevan sin ganar fuera de casa más tiempo que los valencianistas, el Real Zaragoza, el Real Murcia y el Sevilla, que únicamente han ganado un encuentro lejos de su estadio en toda la Liga. Lo hicieron frente a Almería (0-1), Valladolid (1-4) y Levante (0-2), respectivamente.

Pese a su mala trayectoria a domicilio en los últimos encuentros, los cinco triunfos fuera de casa en el arranque de la temporada mantienen al Valencia como el segundo mejor visitante de la Liga, empatado a cinco triunfos con el Villarreal, tercer clasificado, y sólo superados por el líder Real Madrid, que acumula siete victorias lejos de su estadio.