Lunes, 31 de Mayo de 2010

El juez admite la petición de suspensión de pagos de Marsans

La empresa, copropiedad del presidente de la CEOE, Gerardo Díaz-Ferrán, acumula deuda con un buen número de proveedores

EFE ·31/05/2010 - 20:28h

Gerardo Díaz-Ferrán, presidente de la CEOE.

El Juzgado número 12 de Madrid ha admitido a trámite la solicitud de la naviera Grimaldi y de los hoteles canarios Arrecife, para que Viajes Marsans sea declarada en concurso necesario de acreedores (antigua suspensión de pagos), informaron fuentes jurídicas.

Las mismas fuentes indicaron que el 25 de mayo el juez dictó el auto de admisión en el caso de la naviera, que reclama a Marsans 75.000 euros, y de los hoteles, por un importe de 300.000 euros, que les fue notificado hoy.

Marsans tiene 5 días desde la notificación para oponerse o allanarse y si elige la primera opción, el juez convocará a una vista a las partes, después de la cual decidirá si declara o no insolvente al grupo turístico, propiedad del presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán y su socio Gonzalo Pascual.

Este es el primer paso que se da para que Viajes Marsans entre en concurso necesario de acreedores, que el juez podría declarar directamente en el caso de que la empresa turística se allanase a la petición del demandante.

Las solicitudes de la naviera Grimaldi y del grupo de hoteles canarios contra las agencias del grupo turístico de Pascual y Díaz Ferrán, Viajes Marsans, Crisol, Tiempo Libre y Ruraltours, sirven de guía para los demás acreedores que ya han presentado sus peticiones y los que lo harán en el futuro.

Quedan pendientes de ser admitidas o no, las reclamaciones realizadas por la empresa de ofimática Ricoh, de 300.000 euros, y con cantidades menores por parte de las sociedades Florazar y Avis, a las que se han sumado la pasada semana el touroperador Mapatours, y la cadena hotelera H10.

Mapatours reclama a Viajes Marsans, y a otras agencias del Grupo -Crisol y Ruraltours-, dos millones de euros, mientras que la deuda con H10 asciende a 500.000 euros.

El director general de Mapatours, Alberto Díaz, indicó que la cantidad que les adeuda Marsans supone "prácticamente los beneficios de la empresa de dos años", y añadió que la deuda fue contraída, principalmente, durante el otoño de 2009. Esta empresa ha obtenido en 2009 una facturación de 62 millones de euros, y la previsión para el presente ejercicio es de 70 millones de euros.