Lunes, 31 de Mayo de 2010

La víctima llevaba pocos meses de relación y no había denunciado al homicida

EFE ·31/05/2010 - 09:05h

EFE - Un familiar consuela a Fernando, padre de G.B.M. la mujer de 41 años que ha fallecido esta mañana en la localidad sevillana de Pruna por las heridas de arma blanca producidas por su pareja F.M.P.R, de 35 años, que poco después se presentó en el cuartel de la Guardia Civil para comunicar que acababa de matar a su compañera.

La mujer que ha fallecido esta madrugada apuñalada por su compañero en Pruna (Sevilla) no había denunciado malos tratos, llevaba pocos meses de relación con el asesino confeso y tenía tres hijos de una relación anterior.

Fuentes de la investigación han informado a Efe de que el asesino confeso, F.M.P.R., de 35 años, se presentó hacia las 7 de la mañana de hoy en el cuartel de la Guardia Civil de Pruna para comunicar que acababa de matar a su compañera.

Varias patrullas se personaron en el domicilio, situado en la calle Algámitas, y encontraron el cadáver de la víctima, G.B.M., de 41 años, por lo que a continuación se ha hecho cargo de la investigación el Equipo de Mujer y Menor (EMUME) de la Guardia Civil.

La mujer, según las citadas fuentes, tenía tres hijos de un matrimonio anterior y llevaba pocos meses de relación con el asesino confeso.

La víctima trabajaba como limpiadora y por las tardes en el bar de un familiar, han añadido las fuentes.

Por su parte, fuentes de la Guardia Civil han informado a Efe de que previsiblemente el detenido pasará mañana a disposición del juzgado de Morón de la Frontera, a cuyo partido judicial pertenece Pruna.

El Ayuntamiento de Pruna -localidad situada a 94 kilómetros de Sevilla capital- tenía convocado para esta tarde un pleno ordinario, que ha sido suspendido, y tiene intención de celebrar otro pleno de condena por estos hechos, han informado a Efe fuentes municipales.