Viernes, 28 de Mayo de 2010

Sastre: "Por detrás no ha habido entendimiento ni fuerzas para recortar"

EFE ·28/05/2010 - 18:01h

EFE - El ciclista italiano Ivan Basso (Liquigas) celebra tras adjudicarse la decimoquinta etapa del Giro de Italia, que unió la ciudad de Mestre con el alto de Zoncolan, de 222 kilómetros.

El líder del Cérvelo, Carlos Sastre, reconoció que la decimonovena etapa del Giro de Italia ha sido una jornada "de mucho desgaste", en la que, además, "han faltado fuerzas y entendimiento".

El madrileño, que es sexto en la general a más de cinco minutos del líder, el italiano Ivan Basso, aseguró terminar "muy cansado" por la velocidad con la que se ha rodado, lo que es "muy peligroso" para la etapa de mañana, 178 kilómetros entre Bormio y Passo Tonale, con la subida al temido Gavia como punto culminante.

Sastre afirmó "sentirse bien" durante el ascenso al Mortirolo y notar cómo las molestias "van desapareciendo". Sin embargo, el corredor del Cervélo lamentó que hubiera corredores que fueran "mucho mejor" y quiso destacar el "gran trabajo" hecho hoy por el Liquigas, que colocó a sus dos líderes en la escapada vencedora.

Para Sastre, la clave de la etapa de hoy fueron los últimos kilómetros en los que se pasó de 40 segundos de diferencia con el trío de cabeza a más de tres minutos.

"Por detrás, no había el entendimiento necesario para recortar diferencias y fuerzas tampoco. Hemos tratado de salvar el día y estoy contento de poder llegar en ese grupito detrás de los tres hombres más fuertes de la carrera", reconoció Sastre.