Viernes, 28 de Mayo de 2010

La FIFA crea una línea telefónica para denunciar amaños

Reuters ·28/05/2010 - 15:25h

La FIFA ha reforzado su lucha contra el amaño de partidos de cara al Mundial del mes próximo, incluyendo la creación de una línea telefónica confidencial en la que jugadores, entrenadores y árbitros puedan denunciar cualquier intento de soborno.

El organismo que gestiona el fútbol dijo el viernes que todos los partidos del torneo de Sudáfrica serán seguidos por Early Warning System (EWS), una compañía formada para controlar el amaño de partidos, mientras que más de 400 corredores de apuestas han accedido a informar de cualquier apuesta irregular.

"La FIFA se toma muy en serio la lucha contra las irregularidades en el mercado de apuestas futbolísticas y potenciales situaciones de amaño de partidos en el fútbol", dijo en un comunicado.

"Aunque es imposible garantizar que toda competición está libre de intentos para influir externamente en los partidos, la FIFA está haciendo todo lo que está en sus manos para asegurar que el riesgo sea minimizado", añadió.

Entre las medidas que se tomarán está la creación de una línea telefónica para las personas que podrían ser objeto de intentos de sobornos, como jugadores, entrenadores, árbitros y miembros de la FIFA.

La policía en Alemania, Reino Unido, Austria y Suiza llevó a cabo redadas para desarticular una red sospechosa de amañar partidos a principios de este año, lo que llevó a arrestos en Alemania y Suiza y a la suspensión de varios jugadores.

La red estaba acusada de haber intentado amañar unos 200 partidos en el continente.

David Triesman, ex presidente de la Federación Inglesa de Fútbol, dimitió como responsable de la candidatura de Inglaterra para el Mundial 2018 por unos comentarios grabados en secreto en los que sugirió que Rusia y España estaban conspirando para sobornar a los árbitros en el torneo de Sudáfrica, que comienza el 11 de junio. La FIFA dijo el viernes que no veía base para estas acusaciones.

La FIFA dijo también que EWS supervisaría y analizaría el mercado de apuestas en Internet y estaría en contacto con varias unidades de investigación, incluida la Interpol.

Todos los jugadores y otros participantes del torneo están regidos por un código ético y disciplinario de la FIFA y recibirán información sobre apuestas, amaño de partidos y el sistema de supervisión, dijo.