Viernes, 28 de Mayo de 2010

El mítico hotel Watergate de Washington, vendido por 36 millones

Reuters ·28/05/2010 - 10:03h

El famoso Hotel Watergate de Washington D.C., vacante desde 2007, fue vendido esta semana a un grupo de inversores europeos por un banco que ejecutó la hipoteca del complejo el verano pasado.

Euro Capital Partners compró el hotel de 251 habitaciones en la prestigiosa avenida Virginia por 45 millones de dólares (unos 36,2 millones de euros) en un acuerdo en efectivo, dijo Marc Magazine, quien gestionó la venta del hotel para el operador de CB Richard Ellis.

La venta se cerró el miércoles. Una subasta sobre la propiedad no atrajo a ningún postor el año pasado.

"Es un precio muy bueno para ambas partes", dijo Magazine. "Hay una tremenda cantidad de obras por realizar, debido al estado en que se encuentra, es un precio muy bueno para el vendedor", agregó.

El hotel forma parte de un complejo de edificios que se hizo famoso en 1972 por el robo en la sede central del Comité Nacional Demócrata, que tenía sus oficinas en el recinto.

La investigación reveló que el presidente Richard Nixon y su gabinete conspiraron para encubrir el robo, especialmente su relación con la Casa Blanca, lo que finalmente llevó a su renuncia dos años después.

Euro Capital es una firma de inversión en bienes raíces que está especializada en modernizar propiedades famosas que han caído en el olvido. La compañía aún no ha seleccionado un operador para el hotel.

El vendedor de la propiedad era el banco alemán PB Capital, un acreedor del anterior dueño de la propiedad, la firma inmobiliaria Monument Realty.

Inicialmente, no había más de una decena de interesados, según Magazine, quien comenzó a trabajar como consultor de la firma Humboldt Hospitality Advisors hace un mes, pero aún gestiona algunas cuentas de CB Richard Ellis.

La competencia se redujo a cinco postores fuertes, dijo Magazine.

El mercado hotelero de Washington D.C. ha tenido un rendimiento mejor que el resto de la industria en Estados Unidos, ayudado por un firme flujo de negocios en la capital de la nación.