Miércoles, 26 de Mayo de 2010

Los agentes sociales tratan de apurar al máximo para conseguir hoy el acuerdo

EFE ·26/05/2010 - 16:46h

EFE - El presidente de la patronal CEOE, Gerardo Díaz Ferrán (3i), y los secretarios generales de UGT, Cándido Méndez (d), y de CCOO, Ignacio Fernández Toxo (2i), entre otros asistentes, durante una reunión. EFE/Archivo

La patronal y los sindicatos tratan de apurar al máximo las negociaciones de la reforma laboral con la intención de llegar hoy mismo a un acuerdo, cinco días antes de que expire el plazo fijado por el Gobierno.

El presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán y los secretarios generales de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, y de UGT, Cándido Méndez, tienen previsto reunirse hoy después de la reunión técnica que están celebrando los negociadores de la reforma laboral en la mesa del diálogo social.

Fuentes cercanas a la negociación señalaron a EFE que todas las partes implicadas tratarán de apurar al máximo las conversaciones técnicas para intentar llegar a un acuerdo y para que después lo ratifiquen los máximos dirigentes de patronal y sindicatos.

Los máximos órganos decisorios de los sindicatos, el Consejo Confederal de CCOO y el Comité Confederal de UGT, estudiarán mañana la situación y el proceso de diálogo social.

Por la tarde, Toxo y Méndez valorarán conjuntamente, en rueda de prensa, dicho proceso y presentarán la propuesta sindical frente a los recortes sociales del Gobierno.

Si patronal y sindicatos no alcanzasen el acuerdo, será el Gobierno quien decida la reforma laboral como así ha advertido, algo no deseable por ninguna de las partes implicadas, que reiteradamente han expresado la necesidad de alcanzar acuerdos.

El lunes pasado Toxo afirmó que el amago que ha hecho el Ejecutivo en los últimos días de "decretar" una reforma desincentiva la negociación y aunque señaló que alcanzar el acuerdo era más difícil que una semana antes, dijo que le gustaría no tener que estar abocado a convocar una huelga general.

También desde UGT, su secretario de Acción Sindical, Toni Ferrer, ha advertido de que si el Gobierno impone por decreto una reforma laboral "será motivo más que suficiente para una huelga general".

Por su parte, los vicepresidentes de la CEOE decidieron en su reunión de ayer respaldar "unánimamente" las propuestas de la patronal en materia laboral y expresaron su voluntad de llegar a acuerdos pero también de no negociar "más allá del 31 de mayo", señalaron a EFE fuentes de la organización.