Viernes, 21 de Mayo de 2010

España no se toma en serio acusaciones de amaño

Reuters ·21/05/2010 - 20:42h

España no se ha tomado en serio las acusaciones de una trama de amaño de partidos con Rusia en el Mundial de Sudáfrica, dijo el viernes el secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky.

"He leído algo y simplemente he sonreído", dijo Lissavetzky en una entrevista con Reuters el viernes.

"¿Qué voy a decir? ¿Cómo alguien en su sano juicio puede pensar que un país democrático, un país como es España, va a hacer esas cosas?", preguntó. "Nosotros no le hemos dado la mayor importancia".

De este modo respondía a las acusaciones de David Triesman, ex presidente de la Federación Inglesa y jefe de la candidatura de Reino Unido para el Mundial de 2018.

Triesman dimitió esta semana después de que las declaraciones, grabadas en secreto, fueran publicadas por el diario inglés Mail on Sunday. En ellas decía que España y Rusia, rivales en la organización de esa Copa del Mundo, estaban planeando sobornar a los árbitros en el próximo Mundial, que empieza el 11 de junio en Sudáfrica.

El directivo fue citado diciendo que Rusia podría ayudar a España a sobornar a árbitros a cambio de que el país ibérico retirara su propia candidatura para organizar la Copa del Mundo del 2018.

La FIFA ha dicho que está investigando con Interpol para ver si hay algo de fondo en las acusaciones.

"Todo el mundo tiene derecho a equivocarse", afirmó Lissavetzky. "Sé que ha enviado una carta al presidente de la Federación española y al presidente de la federación portuguesa disculpándose".

España y Portugal han presentado una candidatura conjunta para los Mundiales de 2018 y 2022, y Lissavetzky insistió en que lo importante es asegurar que el proceso sea limpio.

"Lo único que pido es el juego limpio", dijo. "Desde luego desde aquí manifestamos nuestro respeto a los otras candidaturas. El estilo de España ha sido siempre un estilo muy limpio".

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad