Domingo, 16 de Mayo de 2010

Camps rechaza adelantar las elecciones autonómicas

Y. G. ·16/05/2010 - 08:00h

El presidente de la Generalitat Valenciana se convirtió ayer en la estrella de la reunión de presidentes autonómicos y regionales del PP. No en vano, Francisco Camps no pisaba la sede nacional de los conservadores desde noviembre de 2009. Tres días después de que el Tribunal Supremo ordenara reabrir la causa de los trajes contra él, el president despejó uno de los rumores más extendidos de los últimos días: no habrá elecciones anticipadas en su comunidad.

Según informaron fuentes conocedoras del contenido de la reunión, "sin venir a cuenta" el líder del PP valenciano deslizó en su discurso que las elecciones autonómicas en la comunidad que gobierna serán "cuando toca, cuando todas las demás". Es decir, en mayo del próximo año.

El líder del PP valenciano se refirió a Rajoy en un tono laudatorio

Sus palabras fueron interpretadas como una llamada a la calma a la dirección nacional del partido, que no ve con buenos ojos que Camps, en el punto de mira de la Justicia, coquetee con la idea de adelantar los comicios.

Las alarmas se dispararon el mismo día en el que el Supremo hizo pública su decisión. En la comparecencia de Camps ante la prensa, preguntado sobre la posibilidad de un adelanto electoral, este mantuvo que no se descartaba nada. Y el viernes se lanzaba una pista más en este sentido cuando el Consell aprobaba la creación de la comisión Interdepartamental para la Coordinación, Apoyo y Seguimiento del Proceso Electoral en las Cortes. Un órgano que en 2007 fue creado pocos meses antes de las elecciones. Ayer, con sus palabras, Camps intentó despejar las dudas. Y decidió hacerlo ante la plana mayor del partido.

Según los asistentes a la reunión, la corrupción y, concretamente el caso Gürtel, no marcaron la agenda. "Nos centramos en el tijeretazo del Gobierno", explican. Los presentes coincidieron en calificar de "muy laudatorio" el trato que en público dispensó el president a su jefe de filas: "Presidente, tú tienes la razón y la legitimidad", llegó a decir.

A su llegada a la sede nacional del PP, el president dijo estar "tranquilo"

El líder de los conservadores parece dispuesto a respaldar a uno de los barones regionales que más apoyo le brindó en los meses previos al congreso del partido de 2008.