Jueves, 13 de Mayo de 2010

Abuso de alcohol es un problema en fuerzas británicas: estudio

Reuters ·13/05/2010 - 14:12h

Por Kate Kelland

Las tropas británicas en Afganistán e Irak son mucho más propensas a abusar del alcohol al regresar al país que sus compañeros, pero los niveles del trastorno de estrés post traumático (TEPT) son estables, dijeron psiquiatras el jueves.

Un gran estudio de médicos de la King's College London halló que las tasas de TEPT entre las fuerzas armadas británicas estaban estables, en alrededor del 4 por ciento, pero registró altas proporciones de desórdenes mentales comunes como ansiedad y depresión, y de abuso de alcohol.

"Nuestra visión es que el abuso de alcohol es realmente un problema mayor para las fuerzas armadas que el TEPT", dijo Simon Wessely, del Instituto de Psiquiatría de King's, que lideró el estudio.

Los investigadores destacaron que los estudios en Estados Unidos habían hallado altos niveles de TEPT entre los veteranos que regresaban del servicio activo. Estos resultados, dijeron, llevaron a muchos a predecir que Gran Bretaña sufriría "una oleada" de problemas de salud mental.

El TEPT puede derivar de traumas de guerra como sufrir heridas o ver morir a compañeros. Alrededor de 180.000 soldados han participado en las guerras de Afganistán e Irak desde el 2001.

El estudio británico, publicado en la revista médica The Lancet, usó datos de casi 10.000 fuerzas británicas. Fue financiado por el Ministerio de Defensa, pero los investigadores dejaron en claro que los ministros no tuvieron ningún otro rol en el trabajo.

De acuerdo al estudio, alrededor del 4 por ciento sufría TEPT, el 20 por ciento tenía síntomas de desórdenes mentales comunes que normalmente no necesitarían atención médica, y el 13 por ciento abusaba del alcohol.

Pero las tropas que habían sido desplegadas en Irak o Afganistán eran un 22 por ciento más propensas a abusar del alcohol que aquellas que no habían participado en las guerras.

"No estamos viendo esta oleada de problemas mentales, como se había pronosticado, y (nuestros resultados) definitivamente no reflejan lo que se está viendo en Estados Unidos", dijo Nicola Fear, que también trabajó en el estudio, en una rueda informativa en Londres.

Wessely, sin embargo, advirtió que mientras los niveles de estrés eran bajos, los números totales de tropas británicas desplegadas en los últimos años implican que "más y más personas con problemas de salud mental" regresarán de Irak y Afganistán".

"Vamos a ver más personas, pero eso no significa una caída catastrófica en la salud mental", agregó.

Un gran estudio estadounidense halló en el 2007 que los veteranos del Ejército eran dos veces más propensos a cometer suicidio que las personas que nunca habían estado en las fuerzas armadas.

Matthew Hotopf, también del King's, dijo que las diferencias entre Estados Unidos y Gran Bretaña eran "bastante sorprendentes" y podrían deberse al hecho de que los soldados del país norteamericano a menudo pasan períodos de hasta 15 meses, en comparación con los británicos, cuyos despliegues suelen durar seis meses.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad