Martes, 11 de Mayo de 2010

Se ofrece empleo: 500 euros al día de peón en Dubai

El ofertante se niega a aclarar qué empresa está detrás

RAÚL BOCANEGRA ·11/05/2010 - 17:13h

EFE/ALI HAIDER - Vista panorámica de Jumeirah Beach y Jumeirah Beach Residence (JBR) en Dubai (Emiratos Árabes Unidos).

El boca a boca reunió ayer en Punta Umbría (Huelva) a una multitud, cientos de trabajadores en busca de un supuesto chollo: un contrato como albañil en Dubai, con la promesa de pago de 50 euros la hora, lo que supondría un jornal de más de 500 euros al día. Es decir, quien esté dispuesto a colocar cristales "de unos 8 ó 9 kilos de peso" a destajo, en altura, con un sol de justicia y con un control exhaustivo de su trabajo, cobraría en poco más de un mes el salario medio de un año en España: unos 21.500 euros, según la estimación de la Unión Europea para 2008.

"Tenemos conocidos en los Emiratos. Nos ofrecieron la posibilidad de poner mano de obra para terminar edificios", dijo a Público en conversación telefónica José Manuel Garrido, la persona que se está ocupando de las contrataciones. Garrido, intermediario de unos empresarios a quienes se negó a identificar en reiteradas ocasiones ("no se puede decir; ni a usted ni a nadie", aseguró), organizó ayer unas peculiares pruebas de selección en Punta Umbría.

2.000 peones

Con el objetivo declarado de contratar 2.000 peones, que partirían ya en junio en viajes pagados por "estos señores", según Garrido, el intermediario improvisó una oficina en una tienda de electrodomésticos, Electrofruit, cedida para la ocasión por un responsable, que también se apuntó. Allí recogió las solicitudes, y talló y pesó a los candidatos.

"Allí no se va a jugar ni nada. Se te pone uno pegado a la oreja y si no cumples, pues chico...", afirmó gráficamente Garrido para explicar que los salarios son altos porque la exigencia es muy alta. El requisito principal es medir más de 1,75 metros y pesar no más de 90 kilos.

Además de en Punta Umbría, se llevaron a cabo otras selecciones en Almonte (Huelva), Málaga y Sevilla. Los solicitantes se movían entre la incredulidad y la esperanza. Los elegidos trabajarían seis días a la semana. Ya en Dubai, y después de una prueba de 15 días, se firmaría el contrato por una duración de tres meses. Dubai es un emirato donde los trabajadores, asiáticos en buena parte, cobran salarios bajos, de unos 90 euros al mes.