Martes, 11 de Mayo de 2010

Antonio Banderas presenta a los neoyorquinos "los peldaños perdidos" del cine español

EFE ·11/05/2010 - 02:50h

EFE - El actor español Antonio Banderas presentó el ciclo cinematográfico "El Realismo en el Cine Español" en Nueva York (EE.UU.). En el acto también participó la directora del Instituto Cervantes, Carmen Caffarel.

El actor Antonio Banderas inauguró hoy en el Instituto Cervantes de Nueva York una muestra cinematográfica con diez películas de corte realista con las que pretende presentar "los peldaños perdidos" del cine español de los años 50 y 60.

"Cuando llegué a Estados Unidos me di cuenta de que había un desconocimiento casi total de lo que había sido el realismo español entre los años 50 y 60 por problemas básicamente políticos", aseguró Banderas en una entrevista con Efe antes de la presentación de la muestra llamada "El realismo en el cine español (1951-1963)".

El actor y director malagueño, miembro del consejo asesor del Cervantes neoyorquino, presidió la inauguración de una iniciativa que mostrará un total de diez cintas que él mismo eligió y con las que dijo querer "rellenar los peldaños perdidos" dentro de la historia del cine español "por razones obvias de tinte político".

Hasta el próximo 19 de mayo, los habitantes de la Gran Manzana tendrán la posibilidad de ver algunos de los títulos más emblemáticos del realismo en el cine español, en los que maestros como Luis García Berlanga, Luis Buñuel o Juan Antonio Bardem retrataron la dureza de la vida en España a mediados del siglo XX.

"Nuestra cinematografía saltó a algunos festivales pero tuvo muy poca exhibición en los circuitos comerciales y menos en Estados Unidos", dijo Banderas, quien reconoció el esfuerzo realizado entre él, el Cervantes y el Festival de Cine de Málaga para "lavar la cara de los filmes, ponerles nuevos subtítulos y traerlos a Nueva York".

Banderas quiso centrar la primera actividad que él organiza en el Instituto Cervantes en el cine de corte realista español, porque se trata de "una época en la que se produjo algo novedoso y es que de repente los cineastas empiezan a plantar cara al régimen basándose sólo en su imaginación, con la que sortearon a la censura".

A juicio del actor, que definió a los cineastas de la época como "unos valientes que se enfrentaban a un régimen con una gran sutilidad", los directores españoles se enfrentaban "a la tijera censora" con "mucha mano izquierda, con mucho humor y una comedia negra completamente cínica".

El ciclo se abrió hoy con "Surcos" (1951), de José Antonio Nieves Conde, la cual empezó tras la intervención de Banderas, quien estuvo acompañado por la directora general del Instituto Cervantes, Carmen Caffarel, el director de la sede neoyorquina de la misma institución, Eduardo Lago, y por el director del Festival de Málaga, Carmelo Romero.

Banderas ha incluido cintas que tienen "un valor sentimental especial" para él, que ha visto en repetidas ocasiones y que le gustan "mucho", como "Muerte de un ciclista" (1955) de Bardem y "El Verdugo" (1963) de García Berlanga, aunque quizás su preferida sea "Bienvenido Mr. Marshall" (1953), también de este último director.

"Es algo personal, pero tengo muchas ganas de ver la cara del público estadounidense que venga a ver 'Mr. Marshall', de ver cómo reaccionan ante la percepción que había de los norteamericanos en un pueblecito castellano", aseveró Banderas, quien reconoció que se han quedado "muchas películas fuera".

El actor, muy conocido por el público estadounidense debido a su éxito en Hollywood, considera que se podría hacer "otro ciclo más con el cine realista", pero lo que espera con ahínco es que la muestra viaje a otros puntos del mundo.

"Espero que el ciclo no se quede sólo en el Instituto Cervantes de Nueva York, sino que visite las 73 sedes que la institución tienen en todo el mundo, para que, además de nuestra lengua, se conozca un poco más la historia de nuestro país y nuestros cineastas", añadió Banderas.

Al respecto, Caffarel confirmó su voluntad de que el ciclo tenga una vida extensa e inicie "un gran recorrido" por los distintos Cervantes, "desde Australia o Filipinas", los centros más al este, para "acabar de nuevo en el continente americano".

Los otros filmes que "El realismo en el cine español (1951-1963)" exhibe en Nueva York son "Viridiana" (1961) de Buñuel, "Calle Mayor" (1956) de Bardem, "Los golfos" (1959), ópera prima de Carlos Saura, "La vida por delante" (1958) de Fernando Fernán Gómez, y "El pisito" (1958) y "El cochecito" (1960), ambas del italiano Marco Ferreri.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad