Lunes, 10 de Mayo de 2010

Los camisas rojas sin acuerdo sobre cuándo desalojarán el centro de Bangkok

EFE ·10/05/2010 - 07:34h

EFE - Simpatizantes de los "camisas rojas" escuchandp discursos de sus líderes en el centro de Bangkok.

El frente antigubernamental aplazó hoy la decisión sobre si acepta por entero el plan de reconciliación del primer ministro de Tailandia, Abhisit Vejjajiva, quien un día antes apremió a los manifestantes para que pusieran fin a la protesta.

Al final de una reunión de casi cinco horas, Jatuporn Prompan, uno de los cabecillas de los llamados camisas rojas, indicó que la plana mayor del frente no había alcanzado un acuerdo.

En un mensaje televisado, el primer ministro tailandés exigió al frente antigubernamental una respuesta para hoy lunes a su propuesta y que ponga fin a las protestas con la retirada de sus manifestantes de Bangkok, antes de que la situación deteriore a causa de nuevos brotes de violencia.

La "hoja de ruta" del Gobierno, y que los camisas rojas aceptaron aunque pidieron después detalles sobre la propuesta, contempla celebrar elecciones el próximo 14 de noviembre, un año antes del plazo máximo establecido por la Constitución.

"El gobierno no ha respondido a ninguna de las peticiones que le hemos hecho, ni siquiera a la de que levante el estado de excepción", dijo Weng Tojirakarn, miembro de la plana mayor del Frente Unido para la Democracia y contra la Dictadura.

Los líderes de los camisas rojas tienen previsto reunirse por segunda vez a lo largo de hoy lunes, para discutir el plan de reconciliación, apuntó Prompan

Una bomba artesanal y de escasa potencia estalló anoche frente a la residencia en Bangkok del presidente de la Comisión Electoral, Apichart Sukkhakanont, sin causar heridos, indicó hoy la Policía.

También una sucursal del Bangkok Bank fue la pasada noche blanco de un ataque de desconocidos que arrojaron una granada contra las puertas, aunque ésta no llegó a explotar.

Desde que hace dos meses comenzaron las protestas, 29 personas han muerto y unas mil han resultado heridas en enfrentamientos entre manifestantes y efectivos de las fuerzas de seguridad, en la explosión de artefactos y en ataques.

Varios miles de camisas rojas están atrincherados desde hace más de un mes en una zona de unos tres kilómetros cuadrados de extensión del corazón comercia de Bangkok, que alberga hoteles de cinco estrellas y lujosos centros comerciales que permanecen cerrados.

Los cabecillas del frente sí acordaron emprender acciones judiciales contra Vejjajiva y el viceprimer ministro Suthep Thaugsuban, por su responsabilidad en los enfrentamientos del pasado 10 de abril, en los que 25 personas murieron y unas 800 resultaron heridas.

Los camisas rojas del Frente Unido para la Democracia y contra la Dictadura y la coalición de Gobierno reiteraron el pasado sábado su compromiso de resolver la crisis política por medios pacíficos.

Con su "hoja de ruta", que propone disolver el Parlamento durante la segunda quincena de septiembre para celebrar elecciones el 14 de noviembre de este año, el jefe del Ejecutivo pretende poner fin a la profunda crisis política en la que Tailandia está sumida.

La mayor parte de los "camisas rojas" provienen de las zonas rurales del norte y noroeste del país, las de mayor densidad demográfica y feudos de los testaferros del multimillonario Shinawatra, quien en 2008 fue condenado a dos años de cárcel por un delito de corrupción.

Los manifestantes consideran que el Gobierno integrado por una coalición de seis partidos y encabezado por el Demócrata que lidera Vejjajiva, y al que respalda la elite monárquica y el Ejército, es ilegítimo por haber llegado al poder mediante pactos parlamentarios en vez de las urnas.