Lunes, 10 de Mayo de 2010

Los Suns eliminan a los Spurs al ganar 4-0 las semis de la NBA

Reuters ·10/05/2010 - 06:49h

Jugando con un ojo casi cerrado por una herida, Steve Nash lideró a Phoenix Suns el domingo a la cuarta victoria consecutiva con la que el equipo eliminó a San Antonio Spurs en los playoffs semifinales de la Conferencia Oeste de la NBA.

Nash, que sufrió un involuntario codazo en el ojo derecho por parte de Tim Duncan en el tercer cuarto, se retiró momentáneamente al vestuario para que le curaran un corte bajo la ceja y volvió a la cancha para culminar el partido.

El canadiense anotó 10 de los 20 puntos con los que terminó la noche en el último cuarto para los Suns, que habían sido eliminados por los Spurs en las últimas cuatro ocasiones en que enfrentaron pero que esta vez se vengaron con un categórico 4-0.

"Lamento no haber podido quedarme en cancha pero mis compañeros estuvieron fabulosos", dijo Nash. "He perdido un montón (ante los Spurs) y teníamos una buena oportunidad. Quería darles lo que puedo a mis compañeros", agregó.

Amare Stoudemire fue el máximo anotador del partido con 29 puntos para Phoenix, que se clasificó para las finales de la Conferencia Oeste, donde se enfrentará al ganador de la serie entre Los Ángeles Lakers y Utah Jazz, que gana el primero por 3-0.

Tony Parker terminó con 22 puntos, Tim Duncan 17, y el argentino Manu Ginóbili encestó 15 y agregó 9 asistencias.

En la Conferencia Este, Boston Celtics volvió a mostrar las garras y venció 97-87 a Cleveland Cavaliers, dejando igualada 2-2 la serie al mejor de siete entre ambos equipos en la Conferencia Este.

Rajon Rondo registró un triple-doble con 29 puntos, 18 rebotes y 13 asistencias para Boston, que se rehízo tras la categórica derrota por 124-95 sufrida el viernes ante el mejor equipo de la temporada regular.

El quinto encuentro de la serie se disputará el martes en Cleveland.

En un partido con idas y vueltas, los Celtics anotaron los primeros 10 puntos en el cuarto período para sacar una ventaja de 12 y ver poco después como los Cavs reducían esa diferencia a 2 con menos de 4 minutos por jugar.

Pero Boston respondió con una ráfaga ofensiva que incluyó cuatro puntos de Paul Pierce y una canasta de Tony Allen, que sumó 15 puntos para los locales.

LeBron James, aquejado por una dolencia en un codo, finalizó el partido con 22 puntos, 9 rebotes y 8 asistencias, lejos de los impresionantes 38 puntos que aportó en el triunfo del viernes en el tercer partido de la serie.