Viernes, 7 de Mayo de 2010

El United espera un giro final en la carrera por el título

Reuters ·07/05/2010 - 15:37h

Los giros inesperados de última hora en la carrera por el título de la Premier League son extremadamente inusuales, pero el técnico del Manchester United, Alex Ferguson, sabe por experiencia propia que a veces pueden ocurrir cosas extrañas bajo presión.

Su equipo debe derrotar al Stoke City en casa el domingo y esperar que el Wigan Athletic, uno de los peores equipos a domicilio esta temporada, evite que el Chelsea gane en Stamford Bridge.

Si no es así, cintas azules reemplazarán a las rojas en el trofeo y al United sólo le quedarán un título, la Copa de la Liga, y un papel protagonista en una de las carreras por la Premier más fascinantes en muchos años como escaso consuelo de una larga y difícil temporada.

El Chelsea es el favorito para evitar que el United gane su decimonovena liga el domingo, pero su entrenador, Carlo Ancelotti, al igual que Ferguson, es lo suficientemente veterano como para no dar nada por sentado.

Ferguson, siempre dispuesto a los juegos psicológicos, dijo que el United ahora se aferra a una última esperanza, después de que un triunfo por 1-0 ante el Sunderland la semana pasada al menos prolongara la incertidumbre hasta el domingo. Sin embargo, hay una cosa garantizada y es que su equipo lo dará todo contra el Stoke.

"Tenemos una ocasión de ganar la liga y lucharemos hasta el final", dijo el extremo del United Nani esta semana. "Nunca sabes qué va a pasar en el fútbol. Sólo tenemos que esperar, ver y ganar nuestro partido contra el Stoke en Old Trafford".

Ancelotti, cuyo equipo lidera la tabla por un punto, es muy consciente de que lo más probable es que sólo les baste una victoria ante el Wigan, pero el portero Petr Cech dijo que ese escenario es muy bueno.

"Si al inicio de la temporada alguien hubiese dicho que íbamos a jugar el último partido como locales y un triunfo nos haría ganar la liga, creo que todos habríamos aceptado", señaló. "Siempre es bueno si puedes ganar un título en casa".

ULTIMO DIA

Sin embargo, las cosas no siempre son tan sencillas como parecen. El United ha estado implicado en cuatro triunfos que se han decidido en la última jornada, el primero de los cuales, en 1995, dejó un sabor amargo para los "reds".

El Blackburn Rovers comenzó ese año su partido final en Liverpool con dos puntos sobre el United y sólo necesitaba un triunfo para asegurar el título, pero cayó 2-1 en Anfield. Sin embargo, el United sólo pudo empatar 1-1 ante el West Ham United, que se defendió como si su vida dependiera de ello.

"Sí, hemos tenido algunos de estos encuentros decisivos en los últimos años y hemos tenido la suerte de ganar tres de ellos. Pero sí, perdimos uno ante el West Ham", dijo Ferguson en la página en Internet del United.

"Pero es importante entender que tenemos la experiencia de estas cosas, ganar y perder. Así que tenemos que manejarnos de la manera correcta", indicó.

Todos los ojos estarán puestos en la actuación del Wigan. El equipo dirigido por el español Roberto Martínez venció en casa al Chelsea esta temporada, en la primera vez que Ancelotti saboreó la derrota en la Premier, y es un equipo que ha probado ser capaz de preocupar a los grandes.

Pero como visitante ha concedido 47 goles, nueve de ellos en una humillante goleada ante Tottenham Hotspur antes de Navidad.

Ferguson se apresuró a hablar del Wigan inmediatamente después de vencer al Sunderland, pero Martínez tiene claro las motivaciones de su equipo.

"No es que el Wigan Athletic vaya a jugar para el United. Vamos a jugar por el bien del fútbol y para nosotros mismos", dijo el español.

La otra cosa que queda por decidir el domingo es quién termina tercero y evita ir a jugar las clasificaciones de la Liga de Campeones.

El Arsenal lo logrará con un punto en casa ante el Fulham, aunque la derrota podría dejarlo en el cuarto lugar si el Tottenham Hotspur vence al descendido Burnley.

La jornada, que se juega íntegramente el domingo, se completa Aston Villa-Blackburn Rovers, Everton-Portsmouth, Bolton Wanderers-Birmingham City, Hull City-Liverpool, West Ham-Manchester City y Wolverhampton Wanderers-Sunderland.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad