Viernes, 7 de Mayo de 2010

Casco de esquí no aumenta riesgo de lesión en el cuello: estudio

Reuters ·07/05/2010 - 13:34h

Las preocupaciones de que el peso adicional de un casco puede causar lesiones en el cuello durante accidentes de esquí y snowboard parecen ser injustificadas, de acuerdo a investigadores canadienses.

Pese a que estudios han indicado que los cascos de esquí son protectores, su valor se tornó un tema de debate luego de la muerte de la actriz Natasha Richardson en un accidente de esquí el año pasado en el centro Mont Tremblant, en Canadá.

Richardson, de 45 años, no tenía casco cuando se cayó y se golpeó la cabeza, pero la duda es si, de haber tenido uno, hubiera salvado su vida.

Para el estudio, los investigadores del Hospital de Niños de Alberta, de la University Calgary, analizaron accidentes durante una década que involucraron a practicantes de esquí y snowboard en Quebec.

El equipo analizó más de 3.000 lesiones de cuello y halló que poco más de un cuarto de las personas heridas habían usado un casco durante el percance. En cambio, sólo un quinto de quienes sufrieron heridas debajo del cuello habían elegido protegerse la cabeza.

Los investigadores dijeron que, a primera vista, los resultados sugerirían que usar un casco aumenta las probabilidades de sufrir daño en el cuello, pero al considerar otros factores, como la habilidad, el terreno y las condiciones climáticas, el incremento del riesgo desaparecía.

Esto se mantuvo cierto hasta en los niños pequeños, cuyas cabezas desproporcionadamente grandes los harían más vulnerables a las lesiones de cuello.

"Hasta lo que sabemos, este es el mayor estudio que se realizó para examinar el efecto del uso de casco en las heridas de cuello en los practicantes de esquí y snowboard", escribieron los investigadores en American Journal of Epidemiology.

"Nuestro estudio provee evidencia adicional de que los cascos no aumentan significativamente el riesgo de sufrir lesiones en el cuello entre los esquiadores y snowboarders, y su uso debe ser promovido", agregaron.

La Asociación Nacional de Areas de Esquí, una agrupación comercial estadounidense, fomenta los cascos y varios legisladores están actualmente considerando hacer su uso obligatorio.