Jueves, 6 de Mayo de 2010

El Senado de EEUU respalda un plan sobre las caídas financieras

Reuters ·06/05/2010 - 08:21h

El Senado estadounidense logró el miércoles avances sobre un proyecto de reforma de las regulaciones financieras con la aprobación de dos enmiendas que pretenden evitar que se repitan los enormes rescates de firmas de Wall Street con dinero de los contribuyentes.

Con una votación abrumadora, las enmiendas fueron añadidas a un proyecto de ley de reforma más amplio, junto a otras dos medidas menos polémicas, aunque en el horizonte surge la amenaza de problemas inminentes en la discusión sobre la protección de los consumidores y la regulación de los mercados de derivados.

El Senado votó por 93 frente a 5 un plan que establecería un nuevo protocolo de Gobierno para embargar y desarticular grandes firmas financieras con problemas.

La medida busca un camino intermedio entre los criticados rescates de 2008, de firmas como AIG, y la bancarrota de Lehman Brothers.

Según el plan, la Corporación Federal de Seguro de Depósitos administraría un proceso de "liquidación ordenado" para firmas con problemas, cuyo hundimiento presente riesgos para el sistema bancario.

El plan excluye un fondo de liquidación de 50.000 millones de dólares propuesto anteriormente, y opta en su lugar por cubrir los costes de las liquidaciones con ventas de activos y, en caso de déficits, con la recaudación de comisiones cobradas a otras grandes firmas.

Los legisladores dijeron que el plan, si es convertido en ley, ayudaría a terminar con la idea de que algunas firmas se han vuelto "demasiado grandes para caer".

Las enmiendas fueron añadidas a un proyecto de reforma más amplio después de un acuerdo entre el senador demócrata Christopher Dodd y el senador republicano Richard Shelby. Ambos son los negociadores jefes del Senado para la reforma de Wall Street.

El portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, dijo que las medidas Dodd-Shelby parecían preservar uno de los principios centrales del presidente Barack Obama: "que nunca los contribuyentes de este país tengan que pagar de nuevo por la irresponsabilidad de los grandes bancos de Wall Street".

Obama está presionando para lograr una reforma de la regulación financiera que evite que se repita la crisis financiera de 2008-2009, que paralizó a los mercados y llevó a la economía a una profunda recesión. Esfuerzos similares están en marcha en la Unión Europea.

El Senado también aprobó, por 96 votos a 1, una enmienda presentada por la senadora demócrata Barbara Boxer, en la que se especifica que los fondos de los contribuyentes no podrán usarse para rescatar firmas en problemas.

Las enmiendas de Dodd-Shelby y Boxer acercaron al Senado a una aprobación final del proyecto, que los analistas esperan que se produzca en cuestión de semanas, pese a que quedan numerosos temas sin resolver adicionales.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad