Jueves, 6 de Mayo de 2010

Camps se niega a reducir altos cargos

El PP valenciano rechaza la austeridad que el partido exige en el Congreso

SERGI TARÍN ·06/05/2010 - 02:00h

El vicepresidente Rambla en el pleno de Les Corts.J. N.

El PP valenciano votó ayer en contra de las políticas de austeridad que defienden sus compañeros en el Congreso de los Diputados. Los conservadores utilizaron su mayoría en Les Corts para tumbar una proposición no de ley de Compromís de reducir en un 25% el número de altos cargos y asesores en el Govern.

La propuesta tenía truco, tal y como explicó su portavoz, Enric Morera. "Se trata de una copia, adaptada a Valencia, de la misma iniciativa que aprobó el Congreso en febrero a instancias de la portavoz popular Soraya Sáenz de Santamaría", explicó. Pero eso el Grupo Popular no lo supo hasta bien entrado el debate. Anteriormente, Alicia de Miguel, del PP, se había despachado en contra de la medida desde el atril. Cuando se enteró de que era un calco de la de su formación en Madrid, le costó encajar la sorpresa. "Ya lo sabía", titubeó y, acto seguido, argumentó que al Consell no le hace falta ser más austero porque ya lo es mucho. "Camps cobra 99.000 euros menos al año que el presidente de la Generalitat de Catalunya", puso como ejemplo.

Una cifra que Morera contrarrestó con "los más de 200 cargos de confianza que rodean a Camps, un 60% más que los del último presidente, que sangran las arcas públicas con un asesoramiento que no se ve por ningún sitio". En la misma línea se pronunció el diputado socialista Manuel Mata, que elevó a 300 los asesores de Camps frente a los 90 de Eduardo Zaplana y los 50 de Joan Lerma, el último president del PSPV-PSOE. Según Mata, "la Administración autonómica ha gastado 100.000 euros en siete años en los que se han triplicado no sólo los altos cargos, sino también la deuda, el paro y el déficit".

Además de la disminución de asesores, la propuesta de Compromís prevé la integración de varias consejerías. Tal y como describió Morera, se trata de una iniciativa que busca poner coto "al amiguismo, ya que muchos de estos altos cargos lo único notable que han hecho ha sido contratar trabajos a empresas de la trama Gürtel".

El contraataque

Paralelamente, el grupo conservador en Les Corts presentó una proposición no de ley para reprobar a Ángel Luna, portavoz de los socialistas, por haber exhibido un informe policial bajo secreto de sumario. Como respuesta, el propio Luna presentó un escrito calificando la iniciativa de "extra parlamentaria".

Y mientras llega el día 12, cuando el Supremo decidirá si reabre la causa contra Camps, el PP valenciano prepara el terreno. Ayer, con una encuesta que concluye que el 45,5% de los valencianos prefiere como president a Camps, frente a un 17,9% que se decanta por el socialista Jorge Alarte.