Lunes, 3 de Mayo de 2010

El Gobierno tailandés propone adelantar las elecciones

De acuerdo al calendario elaborado para alcanzar la reconciliación con los 'camisas rojas'

·03/05/2010 - 18:25h

EFE - Manifestantes antigobierno, llamados "camisas rojas", retiran la barricada levantada con neumáticos y cañas de bambú frente al acceso del hospital Chulalongkorn.

El primer ministro de Tailandia, Abhisit Vejjajiva, ha propuesto celebrar elecciones el próximo 14 de noviembre, de acuerdo con el calendario elaborado para alcanzar la reconciliación con los manifestantes antigubernamentales, conocidos como los "camisas rojas". Vejjajiva insistió el pasado fin de semana que la protesta que llevan a cabo los "camisas rojas" desde mediados de marzo precisa de una solución negociada y política.

La fecha propuesta por el jefe del Ejecutivo adelanta en un mes la que hizo en abril durante las negociaciones que mantuvo con los cabecillas del Frente Unido para la Democracia y contra la Dictadura (el movimiento político que aglutina a los "camisas rojas"), y que por entonces, rechazaron. De momento, no está claro si los "camisas rojas", que ocupan el corazón comercial de Bangkok desde hace ya un mes, aceptarán la oferta del jefe del Ejecutivo.

En respuesta a la oferta, Jatupor Porompan, uno de los cabecillas del Frente Unido, dijo a los periodistas que, "estudiaremos la oferta seriamente". En un mensaje retransmitido por televisión, Vejjajiva condicionó la oferta a la unión de fuerzas en torno a la monarquía y a una reforma que calificó de necesaria para acabar con la "injusticia en las estructuras económica y política".

También el jefe del Gobierno se comprometió a crear una comisión independiente encargada de investigar las 25 muertes ocurridas durante los enfrentamientos librados el pasado 10 de abril entre los "camisas rojas" y las fuerzas de seguridad en las calles de Bangkok.

Desde el inicio de las protestas, 27 personas han muerto 

El primer ministro tailandés y líder del Partido Demócrata, reconoció el pasado domingo que entre la población de la capital aumentaba el descontento motivado por la falta de acción de su Gobierno, aunque descartó declarar la ley marcial por tratarse de un "instrumento innecesario". Bangkok y áreas limítrofes se encuentran bajo el estado de excepción desde el 7 de abril

Las protestas, explosiones de granadas y otros artefactos, unidas a los esporádicos enfrentamientos librados en las calles entre las fuerzas de seguridad y los manifestantes, han sumido a Tailandia en una de las más profundas crisis políticas de las últimas cuatro décadas. Desde el inicio de las protestas, 27 personas han muerto y casi mil han resultado heridas en los brotes de violencia.

Los "camisas rojas" provienen en su mayoría de las zonas rurales del norte y noroeste del país, las de mayor densidad demográfica y feudos de los testaferros del ex primer ministro Thaksin Shinawatra, depuesto en 2006 y declarado en rebeldía a dos años de prisión por corrupción. Exiliado y prófugo de la justicia tailandesa, el multimillonario Shinawatra, guía y financia las protestas de los "camisas rojas" desde un país de conveniencia.

Noticias Relacionadas