Lunes, 3 de Mayo de 2010

Bloomberg dice que no hay evidencias de que el ataque tenga vínculos extranjeros

EFE ·03/05/2010 - 15:14h

EFE - Fotografía cedida por la este 2 de mayo por la de Policía de Nueva York en la que se ve la camioneta (c) cargada con artefactos explosivos descubierta en Times Square, posteriormente desactivados.

El alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, señaló hoy que por ahora "no hay evidencias legítimas" de que haya terroristas extranjeros implicados en el frustrado intento de atentado con un coche bomba en el centro de Manhattan.

El alcalde neoyorquino, en declaraciones hoy a la cadena de televisión ABC, señaló que los investigadores están examinando los vídeos captados por las cámaras de esa céntrica zona y que todavía no disponen de pruebas que muestren una conexión de ese intento de atentado con grupos terroristas como Al Qaeda o los talibanes pakistaníes que lo han reivindicado.

Bloomberg subrayó también que "son altas" las posibilidades de que las fuerzas de seguridad neoyorquinas capturen a los responsables de haber colocado un coche bomba en Times Square en la noche del sábado.

Agregó que las fuerzas de seguridad de la ciudad trabajan en estrecha colaboración con el FBI y con la Casa Blanca, además de con otras agencias de investigación, para localizar y detener a los responsables.

Por su parte, la secretaria de Seguridad Interior, Janet Napolitano, entrevistada también en otro programa matutino de la televisión NBC, subrayó que los investigadores "están siguiendo todas y cada una de las pistas", sin descartar la posibilidad de que haya grupos extranjeros implicados.

El jefe de la Policía neoyorquina, Raymond Kelly, señaló el domingo que por el momento no hay pruebas que vinculen la colocación de ese coche bomba con el grupo de talibanes pakistaníes, que han asumido la responsabilidad a través de una página web islamista, en venganza por la reciente muerte de dos líderes de Al Qaeda en Irak y por la de "mártires musulmanes".

El mensaje apareció el domingo en una página web frecuentada por islamistas de Irak y hace referencia a Abu Ayub al Masri y Abu Omar al Bagdadi, muertos el pasado 18 de abril en una operación antiterrorista conjunta de Estados Unidos y el Ejército iraquí en el país árabe.

Los investigadores han centrado sus pesquisas en las últimas horas en encontrar a un hombre blanco y de unos 40 años que aparece en un vídeo grabado por una persona que estaba en la zona, cerca del coche bomba, y que por su comportamiento ha levantado las sospechas de las autoridades.

En el vídeo, difundido por los medios de comunicación estadounidenses, se ve a un hombre blanco mirando en la dirección en que estaba el coche bomba y que se quita una camisa oscura para meterla en una mochila, mientras que debajo llevaba otras ropas.

Las autoridades también quieren interrogar al propietario del vehículo, con placas falsas, que sirvió para colocar varias bombonas de gas propano y de gasolina, así como relojes y material pirotécnico, además de una caja metálica con ocho bolsas de fertilizante, que, según los investigadores, no contenía explosivos.

También se ha revelado que los relojes y el material pirotécnico estaban conectados por cables a las bombonas de propano y de gasolina, y que de haber explotado habrían causado un gran incendio y graves daños a las personas que por allí circulaban, ya que en ese material también había metralla.

Dos vendedores ambulantes de camisetas y bolsos alertaron a la policía, que de manera permanente vigila esa céntrica zona de la ciudad, de que salía humo de un automóvil allí aparcado.

Uno de ellos, Duane Jackson, de 58 años, dijo a la prensa estadounidense que el auto estaba aparcado en zona prohibida y que tenía puestas las llaves de contacto, por lo que alertó a un agente de policía.