Lunes, 3 de Mayo de 2010

Declarado culpable el único autor vivo de los atentados de Bombay

Los otros nueve terroristas paquistaníes fueron abatidos por la policía en 2008

ELISA RECHE ·03/05/2010 - 11:55h

EFE/Divyakant Solanki - Un atentado múltiple en noviembre de 2008 se cobró la vida de 166 personas en Bombay.

Vestido de blanco y con la cabeza entre las manos, Mohamed Ajmal Amir Kasab, el único autor material de los ataques de Bombay de noviembre de 2008 que fue detenido con vida, escuchó ayer impasible el veredicto de culpabilidad de un tribunal especial indio. El joven paquistaní fue hallado culpable de asesinato, conspiración y de "hacer la guerra contra India" durante el ataque a la capital financiera del subcontinente, que acabó con la vida de 166 personas.

El tribunal dictará sentencia contra Kasab esta semana y puede condenarlo a muerte, que en India equivale a la horca. "Al juez no le queda otra opción", señaló a Público Brahma Chellaney, del Centro de Investigación Política. En los medios se debatía ayer sobre la posibilidad de la pena capital, aunque el acusado podría recurrir la sentencia en el Tribunal Supremo y pedir clemencia al Gobierno.

La corte también dictaminó que el grupo terrorista paquistaní Lashkar-e-Taiba planeó el atentado y entrenó y envío a diez hombres armados desde Karachi hasta Bombay el 26-N. Durante tres días, los terroristas sitiaron el corazón de la ciudad. Una delegación española, encabezada por la presidente de Madrid, Esperanza Aguirre, logró escapar del asalto.

Kasab fue detenido el primer día y durante su testimonio errático llegó a reconocer su participación en el ataque, aunque se retractó más adelante. El tribunal señaló a otros 35 implicados, entre ellos Hafiz Muhammad Saeed, a quien Nueva Delhi identifica como el cerebro de la operación.

Exportación de terrorismo

El ministro indio de Interior, Palaniappan Chidambaram, no dudó en realizar una lectura política de la sentencia y afirmó que es un mensaje a Pakistán "para que no exporte terrorismo a India".

Tras escuchar a más de 600 testigos, el juicio ha transcurrido en menos de un año, un tiempo récord si se tiene en cuenta el esclerótico funcionamiento del aparato judicial en el subcontinente.

Una de las pruebas presentadas durante el proceso fueron las imágenes grabadas por las cámaras de vigilancia de la concurrida estación de trenes Chhatrapati Shivaji Terminus (CST), donde Kasab irrumpió con un mochila y un fusil de asalto, junto con otro de los nueve insurgentes que murieron durante el asedio. La fotografía del joven portando el arma a la entrada de la estación, donde fallecieron 58 personas, se ha convertido en el símbolo del ataque.

Los periodistas agolpados ayer en la cárcel de Arthur Road, sede de la corte especial, mostraron su sorpresa cuando el juez M. L. Tahilyani absolvió a otros dos ciudadanos indios por falta de pruebas. Los mapas dibujados a mano por Faheem Ansari y Sabauddin Shaikh le parecieron al juez muestras insuficientes frente a la precisión de Google. Pero la fiscalía anunció que recurrirá.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad