Domingo, 2 de Mayo de 2010

Un nuevo escándalo planetario

JUAN LÓPEZ DE URALDE ·02/05/2010 - 08:00h

Los que hemos vivido algunas mareas negras sabemos muy bien que una vez que el petróleo llega al medio ambiente poco se puede hacer por reducir su terrible impacto sobre el ecosistema. No puede haber otra prioridad ahora que parar ese vertido al mar de casi 1.000 toneladas al día.

Lo que estamos viendo estos días en el Golfo de México es un escándalo de dimensiones planetarias que dejará pequeños al Exxon Valdez o al Prestige. Pero, sobre todo, pone en cuestión la credibilidad de un sector, el petrolero, cuyo récord de agresiones a la Tierra alcanza nuevas cotas con este vertido. La petrolera BP debe parar ese vertido. No hay excusas. Si no lo hace llevará a la ruina a un ecosistema único y a miles de personas.

Las barreras para retener el crudo tienen una efectividad muy limitada. En cuanto sopla el viento, el petróleo las salta sin problema. Los disolventes causan mas daño que el que palían. Como ya vimos en Galicia, solo las manos, las palas y las excavadoras sirven para retirar el crudo al llegar a tierra. En el mar, igualmente, hay que absorberlo por medios mecánicos. No hay otra vía para tratar de reducir su impacto.

Este vertido tiene la virtud, al menos, de haber dejado en evidencia a Obama en su decisión de reabrir la costa americana a la explotación petrolífera. Nos preguntamos ahora qué debe ocurrir para dar la vuelta a la inacción contra el cambio climático, causado por el mismo petróleo que hoy ensucia la costa de Luisiana. Ya es hora de poner en evidencia al dañino y poderoso lobby petrolero.

Han pasado cinco meses desde que en Copenhague los líderes mundiales mostraran su desinterés por salvar la Tierra. Ahora con el grifo de crudo abierto en el Golfo de México nos preguntamos cuanta más destrucción hace falta para que se ponga freno a una adicción, la del petróleo, que nos lleva a la destrucción. Tenemos la tecnología. Solo falta la voluntad política para ponerla en marcha. Como primer paso: !paren este vertido!

Noticias Relacionadas