Domingo, 2 de Mayo de 2010

El temor a que no se salve Martinsa

"Nos hemos mentalizado de que puede pasar cualquier cosa", dice Jaime

S. R. ARENES ·02/05/2010 - 08:00h

d. p. - Martinsa está pendiente del convenio de acreedores.

Un año y nueve meses después de que Fernando Martín llevara a Martinsa Fadesa a presentar la mayor suspensión de pagos de la historia de España, los empleados de la otrora gran inmobiliaria conviven día a día con el temor de que el futuro no está claramente despejado. Martinsa puede ser viable con el convenio de pagos de su deuda de 7.000 millones que ha planteado a sus acreedores, principalmente, a los bancos, y que consiste en abonarla en ocho años, sobre todo, a partir de 2015. Pero aún no hay un informe definitivo y el juez que tramita el concurso de acreedores en A Coruña (donde tiene la sede la empresa) todavía no ha terminado el procedimiento.

Mientras tanto, los aproximadamente 500 empleados que tiene la inmobiliaria pagan caro el error de Fernando Martín, que desembolsó 4.000 millones al empresario Manuel Jove para quedarse con Fadesa a finales de 2006, meses antes del pinchazo inmobiliario. "Hace un tiempo que esto está más tranquilo, pero la incertidumbre nunca se ha ido de la cabeza de los trabajadores", explica Jaime, nombre falso de un empleado de A Coruña.

"Nos hemos mentalizado de que puede pasar cualquier cosa en cualquier momento, mañana o dentro de cinco años, porque la situación estable no es, y después de todo lo que ha pasado" Se refiere a los dos expedientes de regulación de empleo traumáticos que sufrió la plantilla, como siempre, la primera víctima de los males empresariales. Martín recortó su personal a menos de la mitad. "Es injusto que seamos los principales perjudicados por una mala gestión".

Otros no han tenido la suerte de conservar el empleo en Martinsa Fadesa, como Fermín, que salió en el último ERE y lo recuerda como algo "muy duro". La situación laboral ahora no está como para animar al más optimista. Fermín cuenta que "algunos compañeros han podido colocarse, pero las cosas pintan mal". Critica el agravio que supone que Martín, que declaró su suspensión de pagos como persona física, reciba 75.000 euros para su manutención, fijados por el juez. Fermín apunta: "A muchos no nos importaría cobrar eso en un año".

LA FICHA

Empresa: Martinsa Fadesa.

Sector: Inmobiliario.

Plantilla: En torno a 500 trabajadores. Eran 1.175 antes de los dos EREs de 2008 y 2009.

Los socios: Fernando Martín es el principal accionista con el 44,5% de la sociedad.