Domingo, 30 de Septiembre de 2007

Gemma Lienas revela la historia de violencia la psicológica en "Atrapada en el espejo"

Agencia EFE ·30/09/2007 - 15:34h

Agencia EFE - Imagen de archivo de la escritora Gemma Lienas. EFE

La escritora barcelonesa Gemma Lienas vuelve a las librerías españolas con la novela "Atrapada en el espejo", en la que, siguiendo las técnicas del "thriller", revela al lector una historia de violencia psicológica, protagonizada por una arquitecta en la treintena, Laura Bellido, y su marido Bàsil.

En una entrevista con EFE, Lienas explica que la idea nació mientras leía una obra sobre antropología, relacionada con la esclavitud, y fue atrapada por una frase en la que se aseveraba que "la esclavitud empezó a existir cuando alguien se dio cuenta de que minando la autoestima de otro podía acabar sometiéndolo".

A partir de esta sentencia, empezó a investigar y a documentarse sobre esta temática, especialmente respecto a las diferentes formas empleadas en cada momento histórico.

En este sentido, la autora catalana dice que con este título, que publica Península en castellano y Empúries en catalán, también pone de relieve que "la violencia psicológica es una arma usada desde los inicios de la humanidad en cualquier ámbito, tanto en el político, como el laboral o el familiar".

"Laura ha muerto", sentencia el narrador en la primera línea de este relato, en el que tiene un gran protagonismo Gina, la amiga de toda la vida de la fallecida, que, como si fuera una detective, irá recomponiendo el puzzle de los últimos años de la arquitecta hasta poner a la vista el problema que la subyugaba, justo antes de que Laura perezca en un accidente de automóvil en las costas del Garraf.

Gemma Lienas ha querido que sus personajes fueran personas corrientes, de ciudad, con visiones diferentes respecto a Laura, porque "la realidad no es uniforme, ni todos vemos lo mismo, aunque estemos en el mismo lugar".

A su juicio, para que haya violencia, el verdugo "no es necesario que sea ni un loco ni un psicótico. Basta con estar ante un ser convencido de su superioridad y de su poder", mientras que la víctima "tampoco suele ser una masoquista, sino más bien alguien perteneciente a lo que se denomina grupo de riesgo y que incluye desde mujeres a niños u hombres sin recursos".

Por otra parte, con su novela quería remarcar que en ocasiones muchas personas han sido espectadoras de una historia de violencia psicológica y "han optado por mirar hacia otro lado o han hecho como que no se daban cuenta".

Esta forma de actuar, prosigue Lienas, ocurre tanto en situaciones individuales y de la vida cotidiana como con hechos históricos ya sean los campos de extermino nazis o los más recientes campos de internamiento serbios.

Otro de los protagonistas del libro es el espejo, un objeto que la autora de "Anoche soñé contigo" convierte en la metáfora de que la realidad nunca tiene una sola cara y es poliédrica.

Es, igualmente, el artículo que permitirá a Laura ver su cara oculta y abrir los ojos ante lo que le está ocurriendo con su marido Bàsil.

A sus 56 años, Gemma Lienas, ganadora en 2003 del premio Ramon Llull y conocida por sus libros para todos los públicos como "El diario lila de Carlota" (Premio Unesco por la tolerancia), espera ahora con ganas la feria del libro de Fráncfort a la que ha sido invitada a participar en el mes de octubre.