Sábado, 29 de Septiembre de 2007

Rajoy cree que el Plan de Vivienda es de "cartón piedra"

Asegura que el Ministerio se creó para hacer propaganda y cubrir cuotas

MARÍA JESÚS GÜEMES / MADRID ·29/09/2007 - 19:03h

"Que nadie espere de nosotros ningún plan estrella de cartón piedra. Los juegos florales y las tonterías, con perdón, se las dejamos a otros", señaló ayer Mariano Rajoy durante la clausura de la Convención de Vivienda organizada por el PP.

El presidente del PP propuso un Acuerdo Nacional que implique a todas las administraciones y al conjunto de la sociedad y planteó cuatro grandes objetivos. Para empezar, facilitar el acceso a la vivienda en propiedad. Después, impulsar el alquiler, pero siempre como opción voluntaria de los ciudadanos. En tercer lugar, proteger a las familias de las subidas de los tipos de interés. Y, por último, mantener la aportación al crecimiento económico y al empleo del sector de la construcción.

Soluciones

En la carrera electoralista por ver quién da más, el PP se ofreció para "dar soluciones". En público, presentó su propuesta como "sensata y razonable". En privado, reconoció que era demasiado ambiciosa porque se situaba por encima de las previsiones de los analistas, quienes apuntan hacia una desaceleración del sector. Para el partido de Rajoy lo primordial es que el mercado del suelo funcione "con mayor eficacia y transparencia, impidiendo que sufra la especulación a la que está siendo sometida, que es lo que provoca la fuerte subida de precios".

El PP propone reformar la financiación local y dotar a los ayuntamientos de mayores recursos financieros para que "puedan poner más suelo disponible". También cree conveniente la reducción del IRPF para reactivar la economía y hacer "que las personas tengan más renta disponible y poder así responder a las subidas de los tipos de interés".
Rajoy criticó la parálisis de las administraciones porque "le cuestan dinero a los españoles".

Para resolverlo sugiere un acuerdo en el que las comunidades autónomas fijen marcos que agilicen los procesos de transformación del suelo y que reduzcan los plazos de desarrollo. Para ilustrarlo con un ejemplo, el líder del PP habló de la Comunidad de Madrid y animó a los demás a copiar su modelo y a "no inventarse nada". Además, desde las filas del PP también pedirán a las corporaciones municipales que faciliten suelo a precio asequible y solicitarán la colaboración del sector inmobiliario y del financiero.

El jefe de la oposición piensa que ha llegado el momento de hablar de lo que afecta a la vida diaria de los españoles. Es decir de "la subida de las hipotecas y no de la Alianza de las Civilizaciones o la Ley de Memoria Histórica". Rajoy considera que el Ministerio de Vivienda no ha servido de nada. En su opinión, "se creó para hacer propaganda" y se nombró a su responsable "por pura razón de cuotas".

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad