Viernes, 26 de Febrero de 2010

El magnate italiano Scaglia se entrega a la policía

Reuters ·26/02/2010 - 18:31h

El multimillonario de las telecomunicaciones Silvio Scaglia pasó la noche bajo custodia de la policía italiana, tras volver a Italia en un avión privado desde el Caribe, para enfrentarse a una investigación por lavado de dinero.

Scaglia, que fundó la segunda compañía más grande de telecomunicaciones de Italia, Fastweb, fue detenido por la policía cuando su avión tomó tierra en el aeropuerto romano de Ciampino poco después de la medianoche. El empresario había huido a las Antillas.

El prodigio de las telecomunicaciones y uno de los hombres más ricos de Italia, es uno de los 56 detenidos dentro de una red que los fiscales creen que lavó más de 2.000 millones de euros a través de compras y ventas ficticias de servicios telefónicos internacionales entre 2003 y 2006.

Scaglia, que estaba en un viaje de negocios en el extranjero cuando se emitió la orden de arresto en su contra, ha negado haber actuado contra la ley y se espera que sea interrogado el sábado.

"Estoy totalmente convencido de que mi comportamiento ha sido correcto", dijo Scaglia en un comunicado a principios de esta semana, y manifestó su convicción de que había resuelto el asunto hace tres años.

Fastweb y Sparkle, unidad de Telecom Italia, están siendo investigadas en el escándalo, pero niegan que hayan delinquido y alegan que son partes afectadas en el escándalo.

Telecom Italia fue obligada a retrasar la aprobación de sus resultados de 2009 por la investigación, por la que también se expone a un arresto un senador de centroderecha.

La policía italiana dijo el viernes que además había confiscado un "tesoro escondido" de cientos de pinturas, litografías y esculturas en las que se invirtieron parte de las ganancias del timo.