Viernes, 26 de Febrero de 2010

Visto, dicho y oído 26.02.2010

·26/02/2010 - 10:49h

<p class="FotoShow"><strong>EL PROGRAMA DE LA AR / TELECINCO</strong> <br> <span style="margin: 10px 0pt 0pt; font-size: 18px; display: block;"> Un distinto fin, pero con los mismos medios</span> <br> Tras más de una semana a vueltas con la detención de los dueños de una cadena de burdeles, las imágenes que ilustran las novedades del caso en televisión siguen siendo las mismas fotografías promocionales que atraían a los clientes desde la web de los clubs de alterne. El sexo vende, y lo mismo sirve para traficar con él que para denunciar ese tráfico. Telehipocresía. Carnaza. </p>


<p class="FotoShow"><strong>OTRO GALLO CANTARÍA / INTERECONOMÍA</strong> <br> <span style="margin: 10px 0pt 0pt; font-size: 18px; display: block;"> Lo peor es que ellos lo dicen en serio. Yo no</span> <br> Admito que he sido injusto con Intereconomía. Que siempre que los he mencionado aquí lo he hecho a costa de sus barbaridades ultras , sin considerar su gran valor como canal temático de economía, con expertas como Carmen Tomás, capaz de ofrecer recomendaciones técnicas para reducir el gasto público: "Los negros de Zimbabue, ¡pues este año no reciben dinero!". </p>


<p class="FotoShow"><strong>ESPAÑA DIRECTO / LA1</strong> <br> <span style="margin: 10px 0pt 0pt; font-size: 18px; display: block;"> Del monopolio de la violencia a la televisión </span> <br> Desde que las fuerzas de seguridad del Estado han desbancado a los concursantes de ‘Gran Hermano’ en el ránking del intrusismo profesional, imagino que en las academias policiales habrán cambiado los temarios para incluir asignaturas como telegenia, locución, manejo de encuadres de cámara, edición... El número de la policía ya no es el 091, sino el teléfono de aludidos. </p>

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad