Martes, 23 de Febrero de 2010

Zapatero promete que no gobernará "por decretazo"

El presidente español vislumbra la firma de la reforma de las pensiones porque, según él, las partes están interesadas

GONZALO LÓPEZ ALBA ·23/02/2010 - 14:27h

EFE/Emilio Naranjo - Zapatero junto a Barroso en la rueda de prensa de este marte en el Palacio de la Moncloa.

Por tercer día consecutivo, el presidente del Gobierno se esforzó en subrayar su talante negociador para asegurar "por consenso" el futuro de las pensiones. Horas antes de las manifestaciones contra el pensionazo convocadas por los sindicatos, proclamó desde el Palacio de la Moncloa: "Este no es, ni lo va a ser, un Gobierno de decretazos, y menos en el ámbito laboral y de la protección social".

El mensaje conciliador ya lo había lanzado el domingo, durante un mitin del PSOE en Málaga, donde prometió "flexibilidad" para llegar a un acuerdo en este asunto, y lo repitió el lunes, durante una rueda de prensa con el primer ministro de Turquía. Ayer, acompañado del presidente de la Comisión Europea, insistió en la necesidad de un "debate sosegado", pensando en el horizonte de 20-30 años.

El presidente apuesta por realizar "reformas progresivas"

También por tercer día consecutivo, recordó a los sindicatos que no ha habido otro Gobierno que les haya reconocido un papel más relevante: "Saben que este Gobierno escucha y les escucha". Así, afirmó que "saben muy bien Cándido Méndez [secretario general de UGT], y el secretario general de CCOO [Ignacio Fernández Toxo]", que la presentada por el Gobierno es "una propuesta para el diálogo, el acuerdo y el consenso", y también que "las centrales sindicales son actores decisivos" en el acuerdo que promueve. "Si el Gobierno hubiera querido otra cosa, habría hecho un proyecto de ley o un decreto", remachó.

Defensor de los pensionistas

Pero, más allá de los sindicatos, Zapatero invocó directamente a los pensionistas: "Habrá quien pueda tener tanto, pero no más, interés que este Gobierno en garantizar los derechos de los pensionistas y mejorar las pensiones mínimos. Este es el Gobierno de la democracia que más ha aumentado las pensiones mínimas, el que más sensibilidad ha tenido, y el Gobierno que ha gestionado con rigor la Seguridad Social, que dispone de un fondo de más de 62.000 millones de euros".

"Tenemos que hacer los deberes hoy para no tener problemas mañana"

El presidente justificó su propuesta en la necesidad de "hacer los deberes hoy para no tener problemas mañana, pasado mañana". Recordó, en este sentido, que no haber tenido la perspectiva suficiente para afrontar otros problemas, como la burbuja inmobiliaria, ha acentuado ahora el impacto de la crisis financiera.

Así, insistió en la influencia de la evolución demográfica de la población de España, donde la amplia generación del baby-boom a la que él pertenece ha cubierto ya más de la mitad de su vida laboral activa. "Podemos y debemos, como hacen otros países, pensar en los retos del futuro, y hacerlo con una perspectiva de solidaridad intergeneracional", señaló.

"Hacer país"

El presidente dijo estar convencido de que "llegaremos a un acuerdo" para garantizar el futuro del sistema con "reformas progresivas". Defendió que el Gobierno "no sería responsable si no pusiera encima de la mesa la perspectiva del envejecimiento de la población". El acuerdo, en su opinión, será una realidad porque "es del interés de todos los ciudadanos".

Sobre el desgaste político que esta iniciativa puede procurar al Gobierno, dijo que "no es un debate para buscar aplausos, sino para hacer país". "Somos un país maduro, fuerte y serio, y podemos hacer un debate maduro, responsable y serio", arengó.

A pesar de las diferencias, se atrevió a pronosticar "lo que va a pasar: vamos a hacer juntos la reforma, con los sindicatos y espero que con el resto de las fuerzas políticas".

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad