Lunes, 22 de Febrero de 2010

Mariachis y fuegos artificiales reciben a los líderes de Latinoamérica y Caribe

EFE ·22/02/2010 - 04:12h

EFE - El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, saluda a su llegada al aeropuerto internacional de Cancún (México), previo al inicio de la cumbre del Grupo de Río en Playa del Carmen (México).

Los presidentes que asisten a la Cumbre del Grupo de Río en el balneario de Playa del Carmen, en la Riviera Maya mexicana, fueron recibidos con rancheras interpretadas por grupos de mariachis y fuegos artificiales sobre el Mar Caribe.

El mandatario mexicano, Felipe Calderón, anfitrión de la cita, dio la bienvenida a sus homólogos en una recepción celebrada anoche en un hotel de la Riviera Maya, junto a las aguas del Mar Caribe, en donde instó a lograr una mayor unidad de la región.

Ante la presencia de numerosos líderes regionales, Calderón destacó la relevancia de la cita de Playa del Carmen, donde se analizará la creación de un nuevo organismo de representación con menos burocracia y mayor agilidad que los actualmente existentes.

Al acto de bienvenida asistieron numerosos mandatarios, entre ellos, la presidenta de Chile, Michele Bachelet; la de Argentina, Cristina Fernández; el de Paraguay, Fernando Lugo; el de Uruguay, Tabaré Vázquez, y el de Costa Rica, Oscar Arias, entre otros.

El cantante mexicano Pepe Aguilar y su grupo musical alegraron la cita con típicas canciones rancheras en un escenario cuyo fondo decoraba el Mar Caribe.

Unas aguas que iluminaron los fuegos artificiales disparados desde una fragata de la Marina de México y de los que disfrutó el centenar de invitados a la recepción.

El presidente de Haití, René Preval, quitó por unos momentos el micrófono a los artistas para agradecer la ayuda enviada por los mexicanos a su país tras el terremoto que devastó esta nación caribeña el pasado 12 de enero.

"Desde el fondo de mi corazón, les digo gracias", señaló el mandatario haitiano antes de que el auditorio irrumpiera en aplausos.

A la Cumbre del Grupo de Río, llamada también Cumbre de la Unidad, asisten 32 países que debatirán el lunes y el martes nuevos mecanismos para profundizar en su unión, las posibles ayudas a Haití, la situación de Honduras y asuntos relacionados con la seguridad del hemisferio, la inmigración o el cambio climático.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad